A principios de este año, el fantasma de una mujer vampiro fue fotografiado durante una redada policial en un club de karaoke.

En la imagen parecía mostrar un espíritu maligno que poseía el cuerpo de una mujer. Sus ojos parecían brillantes y la imagen fue entregada a un experto en los fenómenos paranormales de Probolinggo.

Ahmad Hasyim cree que esta mujer fue poseída por un jinn mítico -un tipo de genio- que tomó la forma de entidad. La foto provocó tanto pánico en las redes sociales que la policía se vio obligada a emitir una declaración.