Las salchichas son sin lugar a dudas una de las comidas más ricas y divertidas que se disfrutan desde temprana edad. ¿Quién no se siente nostálgico al recordar el tierno cantito de “¡eh, oh, eh, salchichas con puré!” en la mesa, o el esperado momento en el que un cumpleañero se disfrazaba de “panchero” y decenas de chicos se abalanzaban sobre la bandeja de sus manos?

Pocos alimentos son tan versátiles como la salchicha, que puede disfrutarse en innumerables contextos, tanto en el desayuno –así lo hacen en varios países del hemisferio norte- como en el almuerzo o la cena. Se pueden comer al plato, con un rico puré o arroz; entre panes –el famosísimo y querido pancho-, o tantas otras ingeniosas formas. 

Durante y después de un partido, en la playa, a la salida de un evento, en la plaza, o en casa con amigos: ¿Cuál es tu momento preferido para disfrutar un rico pancho?

Así todo, aunque a muchos les despierten grandes recuerdos de fiestas o días de picnic al aire libre, las salchichas de máquina o supermercado, las que más se consumen por lo fácil que se preparan y su inigualable sabor, han cobrado algo de mala fama en el último tiempo debido a la enorme cantidad de conservantes, colorantes, saborizantes y tantos otros aditivos que poseen.

 

Pero, pero, pero… por fortuna para los amantes del pancho con lluvia de papitas y el “eh, oh, eh”, no necesariamente tiene que ser así. Es posible cocinar salchichas desde casa con el tipo de carne y condimentos que te gusten y lograr una preparación deliciosa y sana sin mayores complicaciones. Con esta imperdible receta de Paulina Cocina, vas a aprender a realizar tus propias salchichas caseras de forma fácil, sin ningún tipo de máquina, e infinitamente más saludables.

Cómo cocinar salchichas caseras

Receta para unas salchichas caseras más sanas y deliciosas, por Paulina Cocina.

Aprox. 12 unidades

Ingredientes:

  • 200g. de carne de ternera
  • 200g. de carne de cerdo
  • 100g. de panceta
  • 1 cda. de maicena
  • 1 vaso de cerveza helada
  • 1 cdita. de ajo en polvo
  • Sal y pimienta

 

Procedimiento:

  1. Picar la carne. Si te la pica un carnicero, o tenés la picadora en tu casa, pasarla dos o tres veces hasta que te quede una consistencia pastosa. Mientras más fina y picada esté, más lisas y uniformes quedarán tus salchichas caseras.
  2. Agregar la cucharada de maicena, el ajo en polvo, la sal y la pimienta. Amasar hasta que todo se una. Podés ponerle lo que quieras, mostaza en grano molida, estragón, lo que se te ocurra.
  3. Agregar de a poco la cerveza helada. Es importante que esté fría para que se una bien a la carne.
  4. Formar las salchichas caseras. Atención acá: extender un papel film en la mesada, formar las salchichas con una manga pastelera del tamaño que quieras. También podés hacerlo con una bolsa o mismo con la mano. Cortar el film y envolver cada salchicha como si estuvieras envolviendo un caramelo, hasta que quede bien apretada. Reservar.
  5. Para cocinarlas: colocar en una olla abundante agua con pimentón (puede ser caldo) y cuando esté a punto de hervir, agregar las salchichas, con el envoltorio de papel film y todo. Cocinar así unos 8-10 minutos. Cuando las saquemos el film se saldrá solo y las salchichas estarán formadas. En este momento, si querés, las podés freezar.
  6. En una plancha colocar un poquito de aceite y las salchichas. Cocinar hasta que se vean doradas. Armar el pancho y servir.

 

 

 

Ver comentarios