En 2004, Joe Vasconcelos, oriundo de  Massachusetts, dejó de ver y fue considerado "legalmente ciego" ya que solo es capaz de percibir algunas sombras pero no formas en detalle.

El producto llamado "E-Sight", es el sistema que permite el regreso a la normalidad de la visión, gracias a sus dos cámaras que graban y proyectan la realidad ajustando el color, contraste, enfoque y brillo frente a los ojos.

El hombre de 53 años sufre de la enfermedad llamada "retinitis pigmentaria" y no tiene cura. Sin embargo, gracias a este nuevo producto, Joe pudo volver a ver a su familia y por primera vez a su hizo de seis años que nació después de que le diagnosticaran la enfermedad.

Si bien el producto funcionó, la familia no pudo adquirir el "E-sight" por el elevado costo comercial que tiene.