Masturbarse con cáscaras de bananas se volvió una nueva forma bastante diseminada entre los hombre, de darse autosatisfacción, y hay quienes incluso llevaron esta práctica más allá, al calentar la cobertura de estas frutas con un microondas, para así proporcionarse más placer.

La realización de esta práctica fue difundida en muchos casos por quienes la experimentaron como placenteras, pero no todos los casos dejaron la misma opinión y hay quienes sufrieron consecuencias negativas en el intento.

"Se podría desarrollar un salpullido y llagas en el pene que pueden ser peligrosas y podrían llevar a una infección", sostuvo en relación al tema la doctora británica Diana Gill

Incluso, el contacto de los genitales con la proteína dentro de la fruta puede ocasionar heridas y puede ser peligroso en algunos varones, debido a una reacción del tipo alérgica.

"Una persona con alergia a la banana tiene más probabilidades de serlo a sustancias como el látex u otras frutas y verduras. Así que, si esos alérgico a los condones de látex también puedes serlo a la piel del plátano", subrayó la especialista.

Sin embargo, los adeptos a esta práctica explican que la baba interior de la cáscara "serviría como lubricante" y hay quienes la comparan con el sexo oral.