Las redes sociales facilitaron mucho la búsqueda de personas con intereses en común o preferencias sexoafectivas parecidas para interactuar y relacionarse sin necesidad de “romper el hielo” cara a cara y someterse a una situación incómoda.

Sin dudas, plataformas como Tinder, Happn, Instagram, Twitter o WhatsApp, entre otras, resultaron grandes herramientas para aquellos que son más introvertidos o tímidos al momento de buscar un acercamiento con ese “alguien” a quien se estaba stalkeando durante algún tiempo.

No obstante, tal como ocurre en “la vida real”, las chances de conquistar a otra persona mediante la virtualidad son variadas y pueden terminar en un rotundo fracaso o en humillación. En redes sociales como la que recientemente compró el multimillonario Elon Musk se volvió una tendencia de los últimos años compartir insólitas situaciones o diálogos desopilantes en el plano amoroso para abrir el debate o generar reacciones.

 

Esta dinámica tan común y que capta el interés de miles de usuarios chismosos en pocas horas fue puesta en uso esta semana por una usuaria identificada como “@langostar_”, quien obtuvo más de 8.000 “me gusta” y decenas de comentarios por publicar una captura de pantalla de un chat privado de su cuenta de Instagram.

Según se puede apreciar en la imagen, un joven –a quien decidió ocultarle la identidad- le escribió para consultarle si era oriunda de la provincia de Córdoba para poder ofrecerle “una propuesta”: “Con un amigo tenemos la fantasía de hacer un trío con una mina más grande, y vos nos gustas a los dos”, le escribió el internauta.

 

Y aclaró: “Tenemos 25, médicos los dos, con lugar y plata si querés”. Asimismo, el muchacho le indicó que podía enviarle “fotos” y expresó que este accionar significaba un “piletazo” para él y para su amigo, por lo que se disculpaba de antemano “por el atrevimiento” y una posible ofensa hacia la joven.

La propuesta de un trío sexual que le llegó a una usuaria de Instagram y se volvió viral en Twitter.

No obstante, para sorpresa de muchos usuarios que leían la captura de pantalla, la twittera se tomó con humor la propuesta de carácter sexual que le llegó por Instagram y reveló a su público de Twitter su contundente opinión: “Lo que verdaderamente me ofende es lo de ‘mina más grande’, lpmqlp” (sic), arremetió.

 

La publicación no tardó en recorrer los feeds de cientos de miles de usuarios hasta hacerse viral. Varios twitteros aprovecharon para realizar bromas donde “la pesadez” o “intensidad” de los médicos fueron los protagonistas. Asimismo, la joven autora del tweet aclaró en una de las respuestas a sus comentarios que les contestó con “honestidad total”: “no cojo por dinero y si lo hiciera apuesto a que no podrían pagarlo ni siquiera entre los dos, lo entendieron jaja”, sentenció.

 

Ver comentarios