En una iglesia ortodoxa de Rumania, se ve como un sacerdote le presiona con fuerza la boca a un bebe para hacerlo callar, lo que no da resultado y lo hace enojar más aún.

En un acto de ira, se estira la vestimenta y le comunica a los padres que llevaría a cabo la ceremonia de todos modos. Con gran fuerza, tomó al bebé de la cabeza y lo sumergió reiteradas veces.

El bautismo ortodoxo requiere que las criaturas sean sumergidas tres veces en agua bendita de la cabeza a los pies.

La madre, declaró que este sacerdote acostumbra a hacer "shows" para los presentes y sabía que "estaba en buenas manos pese al enojo" por eso la risa durante el bautismo tanto de ella como del padre.
 

Ver más productos

La Iglesia recuerda Nuestra Señora de los Dolores (Angustias)

La Iglesia recuerda Nuestra Señora de los Dolores (Angustias)

#ElChacal, el personaje que te informa.

Cómo surgió #ElChacal, el personaje que te informa y divierte

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

Francisco inédito: el silencioso camino de fe que lo llevó hasta el Vaticano

En cronishop.com.ar podés encontrar algunos de los mejores vinos y espumantes del mercado.

¿Cómo atraer a los Millennials al mundo del vino?

Macri se juntó con Alfredo Casero

Macri se juntó con Alfredo Casero

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

"Basta de recetas; amor por el país y por el pueblo"

Ver más productos