El Gobierno nacional prorrogó hasta el 6 de agosto la vigencia del Decreto de Necesidad y Urgencia ( DNU) con medidas sanitarias para mitigar el impacto de la segunda ola de coronavirus en el país.

El DNU 455/21 prorroga la vigencia de la norma que faculta a gobernadores y al jefe de Gobierno porteño a adoptar medidas ante la verificación de determinados parámetros, a través del denominado "semáforo epidemiológico", que se divide en bajo, mediano y alto riesgo según la evolución de la pandemia en cada distrito del país.

En su momento, el proyecto de ley que fija esos parámetros no pudo ser aprobado en el Congreso por falta de consenso entre los bloques parlamentarios.

En forma paralela, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, firmó una Decisión Administrativa por la que se amplía el cupo de pasajeros argentinos o residentes en el país que podrán volver por vía aérea. Las 600 plazas diarias subirán a un volumen de 5.200 semanales, a partir del sábado 10; 6.300 por semana, desde el sábado 17 y 7.000 en cada una de las dos semanas subsiguientes.

También se permitirá el ingreso desde Uruguay de dos buques de pasajeros semanales, con aforo de hasta el 50 por ciento.


Por su parte, la titular de la Dirección Nacional de Migraciones, Florencia Carignano, firmó la Disposición 1892/21, que prorroga también hasta el 6 de agosto la Disposición 1798/21, que mantiene suspendida la Disposición 3763/20 que permitía el ingreso al país por algunos pasos fronterizos de extranjeros no residentes parientes directos de ciudadanos argentinos, y que lo hacían en forma transitoria por razones de necesidad.