Es el mayor evento astronómico según lo califican los expertos y este años podrá ser visto desde todo el territorio argentino. Se trata del eclipse de sol que podrá observarse de forma total en una estrecha franja de 200 kilómetros que atraviesa al país de oeste a este, mientras que de manera parcial podrá verse desde cualquier punto del territorio nacional.

Pero más allá del entusiasmo que genera el fenómeno, lo real es que para poder ver el eclipse es necesario tomar ciertos recaudos. "Ver de forma directa el eclipse, sin protección alguna puede generar una lesión en la retina llamada maculopatía. Se produce un daño permanente en las células de la retina y las secuelas son irreversibles para la visión",  explica en diálogo con Crónica José Arrieta, ( MN 127779), Director Médico del instituto oftalmológico Zvisión. 

- ¿Qué tipo de protección deberíamos usar entonces?

- Se trata de unos anteojos especiales que normalmente cuesta conseguir en las ópticas porque son importados y tienen un filtro de protección ultravioleta del 100% y un filtro para la luz visible. Otra opción son los anteojos descartables que poseen los filtros. Sin embargo, lo ideal es usar un lente de óptica. Pero atención: como habitualmente no se venden en el país, es muy difícil comprobar los tipos de filtros que tienen los descartables. En ese sentido, los que se venden en kioscos o supermercados entran en esta categoría de dudosos. En Estados Unidos, hay normativas de filtro pero aquí no está reglado. Existen equipos para medir la graduación, pero no están disponibles en todos los consultorios médicos. 

Ver directamente el eclipse puede provocar daños irreversibles a la vista.

-¿Qué hay que tener en cuenta al comprar estos lentes?

- Hay que tener fuentes muy confiables de origen y que el fabricante este avalado por la normativa norteamericana de protección.

- ¿Cuáles serían los peligros de usar unos anteojos que no tengas los filtros correspondientes?

- Si te pones un lente de sol que no tiene el filtro completo, no sólo no te protege sino que es peor que no usar nada. Todos tenemos un sistema de visión que cuando miramos una luz potente la pupila se achica para que entre menos, entonces cuando vos usas un anteojo de sol te bloquea esa luz y la pupila no hace ese proceso de achicarse. De esta manera, entra más luz. Si esa luz ya esta bloqueada no hay problema. Pero si te está bloqueando la luz parcialmente pero no la radiación dañina, va a entrar más luz al ojo porque la pupila va a estar más grande que si estuviera chica. En consecuencia, no solo no te protege sino que te perjudica. 

- ¿Cuál sería la forma más segura de verlo?

- Es mirarlo en forma indirecta. Hay muchos sistemas que los filman. Hasta hay veces que las imágenes que se toman se ven mejor que en vivo. Las cámaras que captan el eclipse tienen mucho mejor definicion que lo que nosotros podemos ver de forma directa. Esta es la forma más segura. Sino tener un anteojo con un filtro 100% de radiación ultravioleta y el filtro para luz visible que son específicos para eclipses.

- ¿Cómo se puede proteger a los niños?

- Lo ideal es que lo niños no vean el eclipse y que durante el momento del fenómeno no estén en el exterior porque si o si les va a llamar la atención y lo van a mirar. Y si se encuentran en el exterior tienen que tener un anteojo confiable puesto, que realmente esté certificado para poder ver el eclipse.

-¿Hay algún momento donde sea más seguro miralo?

- Nunca hay que mirar el eclipse en ningún grado de su parcialidad sin los lentes correspondientes. Los segundos antes y después de la ocupación máxima son los más dañinos porque la luz que no es tan fuerte, la gente suele aguantarla por más minutos, a diferencia de una luz más intensa que no la tolera. Entonces cuando hay un eclipse el gran problema es que como no es tan fuerte la radiación las personas lo miran por más tiempo pensando que no está causando tanto daño, pero en realidad está generando el mismo daño que si estuviese mirando el sol de forma directa.

Ver más productos

El beato Marco Antonio Durando, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a Marco Antonio Durando

Perón y Evita, una nueva era política en el país

De Perón a Fernández, un país siempre convulsionado

Los feligreses demostraron la devoción por la Virgen en su día (Carlos  Ventura - Diario Crónica)

Ceremonia impregnada de espíritu bergogliano

Ver más productos