Los pasajeros fueron evacuados y no se registraron heridos.

El cargador de un smartphone explotó y casi incendia un avión de pasajeros, que cubría la ruta entre las ciudades rusas de Moscú y Volgogrado.

Afortunadamente, el avión ya había aterrizado cuando ocurrió el accidente dentro del airbus A320. Pasajeros lograron filmar el desesperante momento y publicaron el video en las redes sociales.

El fuego fue apagado rápidamente con un extintor y una botella de agua. Los pasajeros fueron evacuados en toboganes inflables. No hubo ningún herido.