Fuerte testimonio de la madrastra de Nicolás Pachelo, Jaqueline Barbará, quien considera a su hijastro como presunto autor del asesinato de la socióloga, María Marta García Belsunce, ocurrido el 27 de octubre de 2002. Además, la mujer de 78 años supone que no sólo mató a Belsunce, sino que también hizo lo propio con su padre, Roberto Pachelo.

En contexto a las declaraciones brindadas en el Tribunal Oral en lo Criminal 4 de San Isidro, Barbará consideró que Nicolás Pachelo "fue un chico muy difícil toda la vida", y que la relación con su padre siempre fue mala. Sin embargo, aclaró que a pesar del vinculo tóxico, su padre lo encubría de sus delitos: "Robó toda la vida a sus amigos y a los míos. Robaba en Buenos Aires gomas de auto y los pasacasetes, y su padre ocultaba todo”.

Barbará detalló cómo era Pachelo en su adolescencia: le decían "chucky" por su mal comportamiento, que “tenía un coeficiente intelectual superior al normal”, y que “era un ladrón, un tránsfuga". En ese sentido, la mujer contó que, a raíz de su deplorable comportamiento, las discusiones con su marido difunto eran moneda corriente.

 

 

 


En base a su conducta, la mujer llegó a pensar que Nicolás Pachelo "nos odió toda la vida", y en el momento del hallazgo del cuerpo de su marido en el año 1996, Barbará relató que su abuelo, el padre de Roberto, lo señaló como el máximo responsable: ‘Me lo mató este hijo de puta’. Para agregar, la mujer fue contundente con su pensamiento: “Lo mataron, el suicidio no me lo comí nunca”

Para finalizar, Barbará sentenció su discurso con un estremecedor mensaje: “Quiero terminar esto de una vez por todas, es un karma que llevo hace más de 30 años y yo no puedo parar, por la muerte de Roberto, y del horror de García Belsunce. Siempre lo dijimos, la mató, siempre que hablábamos decíamos que era Nicolás; y nos quedamos callados toda la vida”.
 

 

Un hermanastro de Nicolás Pachelo también lo cree autor del asesinato a María Marta García Belsunce

 



El hijo de Jacqueline Barbará, Hernán Coudeau, sumó su testimonio a las sospechas de Nicolás Pachelo como el presunto autor del crimen de María Marta García Belsunce. “El día que me llamaron para contarme que habían matado a una señora Belsunce en Carmel se me paró el corazón, me quedé pensando: ¿No podría haberla matado Nicolás Pachelo?”, se cuestionó en ese momento.

El hijastro de Roberto Pachelo reconoció tener un vinculo afectivo con su padrastro, ya que lo consideraba "como un segundo padre", y ni bien se enteró de su fallecimiento, puso en duda si se trataba de una muerte natural o de un asesinato.

La hipótesis que mantiene Coudeau respecto a la figura de Nicolás Pachelo es que “no era una persona en quien confiar” y que los intereses económicos por las propiedades lujosas de su entorno familiar transformaban su personalidad.

“Me incendiaron una casa y tengo la sospecha que fue él", en referencia a la vivienda que tenía en el Tortugas Country Club y que según las pesquisas policiales, la casa fue incendiada de manera intencional.
 

Ver comentarios