Un oficial primero de la Policía de la Ciudad, de 38 años, se hirió en una pierna, al dispararse accidentalmente con su pistola y mientras intentaba evitar ser robado por dos motochorros, en un caso que ocurrió en el sur del Gran Buenos Aires. Los delincuentes fugaron y ahora son buscados por las autoridades.

Voceros judiciales revelaron a cronica.com.ar que la víctima, identificada como Roberto Silva, de 38 años, evoluciona de sus lesiones.

De acuerdo a lo manifestado por los informantes, el hecho, que sucedió el domingo pasado, pero que se conoció en la jornada de hoy, se produjo cuando el damnificado se disponía a ascender a su automóvil en Corrientes al 4400, casi en el cruce con 395, en la localidad de La Cañada, en el sur del conurbano provincial.

En estas circunstancias, aparecieron en escena dos malvivientes armados y a bordo de una motocicleta, quienes amenazaron con fines de robo al hombre, que en esos momentos se hallaba franco de servicio y vestido de civil.

Por este motivo, el oficial primero resolvió ofrecer resistencia y, en una acción de legítima defensa, pretendió extraer su pistola Pietro Beretta PX4 Storm nueve milímetros, pero entonces el arma se accionó por motivos accidentales y el policía resultó herido de bala en la pierna izquierda.

Con rapidez, los marginales huyeron en el motovehículo, en tanto que Silva tuvo que ser trasladado a una clínica.

Miembros de la seccional de La Cañada realizan diferentes procedimientos, con el objetivo de establecer el paradero de los prófugos, que se cree consiguieron escapar ilesos. Trascendió que Silva se desempeña en la Comisaria Comunal 7 A, situada en el barrio porteño de Flores.

Intervino en la causa, que preventivamente fue caratulada “Averiguación de ilícito”, el fiscal Jorge Saizar.

Por F.V.

Crónica Policiales: todas las noticias de hoy