Después de un fin de semana intenso por la renuncia de Martín Guzmán y la designación de Silvina Batakis como nueva ministra de Economía, y un lunes que finalizó con una cena mantenida con la vicepresidenta Cristina Kirchner en Olivos, Alberto Fernández lleva a cabo este martes una agenda de reuniones en la residencia oficial. Los encuentros encabezados por el presidente se producen en un contexto donde continúa la suba del dólar blue y los bonos argentinos retroceden hasta un 11% en Wall Street.

Una de las reuniones encabezadas por el jefe de Estado fue con la gobernadora de Río Negro, Arabela Carrerasy el senador nacional por esa provincia, Alberto Weretilneck. Fernández decidió modificar sus actividades del día, ya que, en principio, había previsto concurrir a Escobar y particpar de una recorrida por un parque solar de ese distrito. Sin embargo, a último momento canceló la visita. 

"Tenía muchas ganas de venir. Queríamos inaugurarlo antes, pero todos sabemos que la agenda del Presidente es complicada; el momento que estamos pasando, también”, comentó Ariel Sujarchuk, titular del Ente Nacional de Control y Gestión de la Vía Navegable Hidrovía e intendente en uso de licencia.

“Me lo comunicó el secretario general de Presidencia (Julio Vitobello), que lo iba a reprogramar”, agregó Sujarchuk desde Escobar, donde un grupo de manifestantes había esperado la llegada del mandatario.

Reunión entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner: cómo fue la trastienda

A un mes de haberse visto en el acto por los 100 años de la petrolera YPF, el Presidente y la vice cenaron el lunes por la noche en Olivos. El encuentro tuvo lugar luego de la conversación teléfonica que habían mantenido horas antes, cuando Alberto Fernández le consultó el nombre que había elegido para reemplazar a Guzmán y Cristina estuvo de acuerdo. En la charla, además, acordaron "resolver lo urgente".

 

No pasaron muchas horas de charla y, tras la jura de Batakis en el Salón Blanco de Casa Rosada, el jefe de Estado y la vice se encontraron en la residencia oficial. La noticia fue una sorpresa en el gobierno nacional. De hecho, la mayoría de los ministros no estaba al tanto. Y algo similar ocurrió con los gobernadores del Norte Grande, que se enteraron de la reunión entre Alberto Fernández y Cristina Kirchner mientras cenaban en Formosa, a la espera de la Asamblea que realizan este martes.

"Ma elegra que Alberto y Cristina hayan vuelto a hablar por teléfono y que anoche hayan cenado en Olivos. Espero que esto se repita como práctica, porque así puede funcionar y convivir una coalición tan compleja como la del Frente de Todos, que además tiene la responsabilidad de gobernar", celebró el secretario de Relaciones Parlamentarias, Fernando 'Chino' Navaro, en una entrevista con Chiche Gelblung por Crónica HD.

 

 

Ver comentarios