El Gobierno nacional autorizó este lunes una serie de aumentos escalonados para el bioetanol, uno de los insumos con los que se fabrican las naftas por lo que cabe esperar que en algún momento esta medida implique alguna suba de los precios en los surtidores de las estaciones de servicio, lo que a su vez influirá en los índices inflacionarios, luego de que en marzo se registrara el mayor nivel de los ultimos años, con el 6,7%.

Al mismo tiempo, en el rubro combustibles ya se prevé que, a partir de mayo, también se incrementen los precios del gas natural comprimido ( GNC), ya que será tiempo de renovación de los contratos con las empresas distribuidoras y seguramente impactarán las últimas subas del precio de la nafta súper, que se usa como base para calcular el valor final.

Mediante la Resolución 279/2022, publicada este lunes en el Boletín Oficial con la firma del secretario de Energía, Darío Martínez, se dispuso que el precio por litro del bioetanol será de 94,93 pesos por litro para las operaciones a llevarse a cabo en abril; de 96,35 pesos para las transacciones que se realicen en mayo; de 98,28 pesos en junio; de 100,74 pesos en julio, y de 103,76 pesos para agosto.

Claramente el incremento de este insumo en algún momento, tarde o temprano, implicará uno o más reajustes de los precios de los combustibles que tienen en su composición un porcentaje de bioetanol.

En la medida oficial se estableció también que el plazo de pago del bioetanol destinado a su mezcla obligatoria con las naftas ”no podrá exceder, en ningún caso, los 30 días corridos a contar desde la fecha de la factura correspondiente”.

Entre los considerandos, la resolución señaló que “el marcado incremento en los precios de algunas materias primas originado por el contexto internacional actual y la necesidad de evitar, en consecuencia, la afectación de la disponibilidad del bioetanol destinado a la mezcla obligatoria con las naftas”, motivaron que se avanzara con “un mecanismo alternativo y excepcional para la determinación del precio del citado biocombustible” en determinados casos.

Incremento del precio del GNC

A partir de mayo, los precios del GNC tendrán un aumento que podría tener un impacto de entre 6 y 7 pesos por metro c{ubico (m3), es decir alrededor de 15%, con variaciones de acuerdo a la zona del país.

“Tenemos contratos que firmamos con ajustes trimestrales. El costo se divide en transporte, distribución y gas en boca de pozo. En la distribución ya tuvimos un aumento que fue de cerca de un peso hace un mes y medio. En gas en boca de pozo el último aumento fue leve, en febrero”, sostuvo Pedro González, vicepresidente de la Cámara de Expendedores de GNC.

Como los valores del GNC se mueven de acuerdo a un porcentaje del precio de la nafta súper, en mayo recibirán el impacto de los últimos aumentos que tuvieron los combustibles.

“Los contratos que vienen desde hace un año arrancaron con un porcentaje del precio de la nafta super que va subiendo un 0,5% cada tres meses. Las naftas después de mucho tiempo sufrieron dos aumentos que todavía no están reflejados en los precios, porque el último ajuste fue en febrero y aun no entró”, advirtió González.

El directivo de la cámara añadió que “el área del AMBA, Capital Federal y Gran Buenos Aires, es la que tiene el precio más bajo del país con en precios de $45 en promedio, pero en el resto del país puede ser de $60. Las estaciones de servicio del interior tienen más rentabilidad. En el AMBA en tanto es imposible no trasladarlo y el precio se va a modificar”.

En mayo se actualizan los contratos con las distribuidoras de GNC. El metro cúbico se actualizará en relación con las últimas subas de la nafta súper.