El Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires anunció que a partir del próximo lunes 8 de agosto comenzarán a enviarse los primeros turnos de vacunación contra el Covid-19 a los inscriptos en el rango de edad más bajo, entre 6 meses y 2 años

Hasta el momento, hay más de 20.000 niños inscriptos que serán los primeros en recibir sus turnos desde el comienzo de la semana entrante. La convocatoria se realizará “vía mail y WhatsApp entre entre lunes y martes”, confirmó el Ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak.

Argentina se convierte así en uno de los primeros países del mundo y el primero en Latinoamérica en incorporar a esta franja etaria a la estrategia de vacunación contra COVID-19.

 

“Esto significa un paso fundamental para llegar a la cobertura de toda la población, ya que este grupo es el único que por ahora no podía recibir la vacuna y esperamos que las coberturas sean tan altas como en el resto”, destacó Kreplak.

En ese sentido, Kreplak aseguró que “vamos a seguir incentivando el registro para los que aún no lo hicieron”. Desde Salud estiman en 500.000 los niños y niñas entre 6 meses y 2 años en condiciones de recibir la vacuna contra el coronavirus.

La inscripción está abierta desde el martes 26 de julio. Desde la provincia de Buenos Aires señalaron que quienes aún no se inscribieron, pueden anotar a sus hijos a través de la página web o la aplicación Vacunate PBA.

 

Se trata del último rango de población que faltaba vacunarse, hasta que los estudios científicos más recientes comprobaron que es segura para los más chicos y el ANMAT finalmente aprobó su uso.

La vacunación contra el Covid-19 en niños y niñas de entre seis meses y dos años se desarrollará en vacunatorios municipales habituales para continuar en simultáneo con la aplicación de vacunas del Calendario Nacional. De esta manera, se apunta a aprovechar esta oportunidad para que cuando un bebé se acerque, también pueda recibir la inmunización que le corresponde de acuerdo a su edad.

Desde la cartera de Salud bonaerense destacaron que esto forma parte de una estrategia sanitaria integral que apunta, además, a revertir las bajas coberturas en las vacunas de calendario, que son obligatorias y gratuitas. Esta situación se registra desde hace varios años, pero se agravó durante la pandemia.

Ver comentarios