Gorchs es una pequeña localidad ubicada dentro del partido bonaerense de General Belgrano. Si bien es un lugar muy atractivo porque parece detenido en el tiempo y además tiene grandes espacios verdes para estar en contacto con el río y la naturaleza, la realidad es que es conocido por ser el sitio con los mejores sandwiches ruteros de la provincia de Buenos Aires. Teniendo en cuenta esta característica, no hay duda que es una espada perfecta para los amantes de la buena comida y las tradiciones campestres

Este pueblo es el viaje ideal si querés hacer algo cerca de tu casa y con poco presupuesto, ya que se encuentra a solo 154 kilómetros de Capital Federal y a unos 50 de la ciudad cabecera del municipio. Llegar es muy fácil y rápido porque son únicamente dos horas de viaje en vehículo.  Desde CABA, se toma la Autopista la Riccheri hasta el cruce de la Autopista Ezeiza-Cañuelas. Conducir por este camino hasta la unión con la Ruta Nacional 3 y en el kilómetro 144 se llegará al destino.  

Un breve repaso de la historia de la localidad

Como muchos otros lugares del país, su origen se remonta a la llegada del servicio de tren de pasajeros a la zona. La estación fue inaugurada en mayo de 1892, pertenecía a la línea Ferrocarril General Roca y realizaba el trayecto Plaza Constitución, Ciudad de Buenos Aires, hasta Bahía Blanca. Finalmente, el pueblo fue fundado por Antonino Benigno Gorchs y le puso el nombre de su padre Don Andrés Gorchs, quien donó las tierras donde se construyó el establecimiento y construyo las primeras calles y manzanas. 

Actualmente, su actividad económica se basa en el cultivo de cereales, lino y la producción láctea. Cabe destacar que a comparación de otras localidades rurales de Argentina, en estos últimos años ha tenido un aumento de la cantidad de habitantes. Según el censo de 2010 hay 338 vecinos, mientras que en 2001 había 258. 

La estación de Gorchs quedó sin uso. 

 Un pueblo pintoresco 

El principal punto turístico de la localidad es ACA Gorchs que es una vieja despensa con estación de servicio que se destaca por estar sobre la Ruta Nacional 3 y hacen los mejores sándwiches ruteros de la provincia de Buenos Aires. Este negocio gastronómico abrió sus puertas hace más de medio siglo y es atendido por la segunda generación de la familia de José Esteban Di Tullio, que es más conocido como “El Negro”.

El secreto de los sandwiches del paraje son: un delicioso y esponjoso pan fresco producido en la panadería del pueblo, generoso relleno de fiambres regionales, aderesos 100% caseros, verduras cosechadas en las huertas de la zona y mucho amor y dedicación. Entre sus destacados están el sabroso jamón crudo, el exquisito matambre, el espectacular queso de campo. Además, cabe destacar que hasta hacen a mano la mayonesa y manteca con la que untan los panes. Como si fuera poco, es importante mencionar que el precio es muy accesible

Los sandwiches son grandes y para compartir  

Más allá de la buena gastronomía, es un sitio muy lindo para visitar porque parece detenido en el tiempo. Sus casas conservan la estructura de ladrillos a la vista, también sus comercios tienen la estática de campo. Otra de las construcciones más llamativas es su Iglesia San José Obrero, que tiene la particularidad de tener junto a ella una vieja edificación que prometía ser una gran capilla que reflejaría la época dorada de la localidad, pero que quedo en el camino con la salida del servicio del tren. 
 
A pocos kilómetros de lo que es el casco histórico, se puede visitar  Puente Ferroviario Garrafa Sanchez que quedo abandonado por la falta de trenes. Allí se pueden disfrutar de las hermosas vistas de la localidad y de los campos tranquilos que caracterizan la región. En dicha zona también se puede estar en contacto con el Río Salado y se puede pescar. Además, es un punto ideal para pasar un buen rato. 
Los atardeceres en Gorchs son únicos. 

 

Ver comentarios