Luego de que se viralizara el excesivo monto que una peluquería de Pinamar le cobró a un cliente por sus servicios, el dueño del local salió a aclarar por qué había llegado a la sumatoria de 23.800 pesos.

Si bien el hecho sucedió a mediados de enero, se volvió viral en las últimas horas cuando se dio a conocer el ticket del pago del servicio.

El dueño de la peluquería Jessicaleo, ubicada en la Avenida Constitución de Pinamar, contó que el cliente se trataba de “un varón que entró con su mamá” y que ella luego se había ido, dejando al chico “haciéndose una decoloración”.

Decoloración de 8 "lucas"

"Tenía el cabello castaño y quería llegar a un rubio claro, casi blanco", detalló acerca del pedido del joven. En ese sentido, el peluquero explicó que "se requiere de dos decoloraciones para llegar a un tono nivel 9 y poder hacer un matiz platinado".

Sobre el trabajo y las horas requeridas, el peluquero indicó que "todo eso tiene un costo". El chico estuvo "como cuatro horas en el salón", no solamente haciéndose tintura, sino también peinado, corte y manicura. "Llegó a ese número por la cantidad de situaciones que pasó", remarcó el dueño del local.

Según puede verse en el ticket viral, el peluquero le cobró 23.800 pesos por reflejos (7.800), iluminación (7.800), lavado 900, servicio de manicura, (1.400), corte (1.400), peinado (700) y "trabajos técnicos" (4.100).

Crónica HD dialogó este martes con el dueño y explicó que tiene "los precios en la puerta". "La gente cuando entra y quiere tomar un servicio ya sabe lo que va a pagar", explicó Leo, el dueño del local y agregó que "el tema es cuando vos te hacés una decoloración y después otra decoloración eso va sumando un costo", por lo cual se descartó que se trate de una estafa.

Si los clientes van "agregando servicios, es obvio que se va sumando. Es como entrar a un restaurante donde pedís un primer plato, un segundo plato, un postre, un vino, eso te va sumando. La gente no se fija, sobre todo cuando son jóvenes y pagan los padres", sostuvo.

"Cuando vos trabajás en una peluquería de cierto nivel y sos profesional tenés que saber lo que estás haciendo. No le vas a recomendar a alguien que tiene bien el pelo que se lo aclare cuando ya lo tiene claro", dijo Leo.

Por último remarcó: "Nosotros trabajamos con un concepto de que el cliente siga viniendo a la peluquería, por eso tenemos el éxito que tenemos. Mantenemos los mismos precios de Pinamar y Buenos Aires".