Las recetas autóctonas trascienden generaciones y son parte del ADN cultural de toda región. La identidad gastronómica de Cuyo se caracteriza por su variedad y sus ingredientes. La zona, conformada por las provincias de San Luis, Mendoza y San Juan, se destaca por sus suelos fértiles en donde crecen todo tipo de frutas, verduras, hierbas y condimentos. Esto permite que todos los platos cuyanos tengan un sabor único y característico gracias a la calidad de la materia prima.

En la región se destacan los alimentos envasados y conservas tradicionales, ofrecen una enorme variedad que incluye desde extractos de tomates hasta encurtidos, frutas en almíbar, aceites, frutos secos, dulces y pickles.

Cuyo es además la principal productora vitivinícola del país, de donde salen algunos de los mejores vinos a nivel mundial, es por eso que muchas comidas de la región tienen a esta bebida como ingrediente distintivo. También se fabrican derivados como los espumantes, el champagne, la sidra y bebidas como la grapa y el vermú, entre otros.

Si bien cada una de sus provincias tiene un estilo propio en la cocina, también tienen puntos en común, por ejemplo la humita en chala (se hace con el choclo rayado, es famosa por su gusto exquisito y valor nutritivo), la carne a la olla, el cordero y el chivito, platos típicos que se comen regularmente y son parte fundamental de la cultura gastronómica cuyana.

San Luis

El fuerte de su gastronomía radica en sus excelentes productos regionales. Frutas como las uvas, manzanas, duraznos, cerezas, peras, sandías y melones; hortalizas, legumbres, y frutos secos que incluyen las nueces, almendras y castañas. Con ellos se realizan exquisiteces regionales, conservas y confituras.

Se destacan el locro de trigo, las patitas de vaca y el tomaticán (a base de huevos y tomate). El chivito asado o platos derivados del chivo como la chanfaina, son característicos de la provincia y uno de los manjares de la zona.

La provincia de San Luis se destaca por las conservas, confituras y frutos secos.

Mendoza

Aunque todo el mundo sabe bien qué beber en esta provincia, no todos saben qué comer. Su gastronomía es muy variada pero, ya sea de origen criollo o con el sello inmigrante, lo que la caracteriza es la excelente calidad de la materia prima con la que es elaborada.

Los productos mendocinos como la vid, el olivo y los frutales se suman a las carnes de cordero, chivo y vaca para completar el panorama culinario. Para degustar: como entrada unas infaltables aceitunas condimentadas y una empanada de carne, para el plato principal un chivito mendocino al asador acompañado por un buen vino malbec y de postre una tortita de la región.

Un chivito mendocino al asador acompañado por un buen vino malbec, los destacados de la región.

San Juan

Las comidas tradicionales sanjuaninas son famosas por ser completamente caseras y artesanales. Se destacan las empanadas, la vedette de su gastronomía; el asado, las carnes de caza y entre las más autóctonas se encuentra la cazuela, la carbonada (un guiso que mezcla lomo de cordero o chivito con zapallo, choclo y duraznos secos), el tomaticán y las sopaipillas (una versión de la clásica torta frita que puede ser dulce o salada).

También merecen una mención especial las mermeladas de la región, principalmente la de membrillo, una exquisitez natural imposible de resistir.

Más sobre este tema

La dieta para recuperarse después de tener Covid-19

La dieta para recuperarse después de tener Covid-19

Turismo gastronómico: los mejores platos del Norte argentino para probar en estas vacaciones

Turismo gastronómico: los mejores platos del Norte argentino para probar en estas vacaciones

Turismo gastronómico: la "Ruta de la Yerba Mate" para visitar en Misiones y Corrientes

Turismo gastronómico: la "Ruta de la Yerba Mate" para visitar en Misiones y Corrientes

Villa Devoto se posiciona como un nuevo polo gastronómico: el barrio lanza su “ruta del vino”

Villa Devoto se posiciona como un nuevo polo gastronómico: el barrio lanza su “ruta del vino”

Ver comentarios