El equipo de San Lorenzo, era dirigido por uno de los ídolos de Millonario, Ramón Díaz y dentro de la cancha, era comandado por otro referente riverplatense, Andrés D'Alessandro. En el partido de ida por los octavos de final de la Copa Libertadores 2008, el equipo de Díaz había ganado 2-1 en el Nuevo Gasómetro.
 



Sin embargo, en el partido de vuelta que se jugó en el Monumental, River se imponía 2-0 dirigido por Diego Simeone y de esta forma se clasificaba a los cuartos de final. Aún peor para San Lorenzo, había sufrido dos expulsiones. A los 41 minutos del primer tiempo, Diego Rivero, por doble amonestación. Y luego, a los 13 minutos del segundo tiempo, Jonathan Bottinelli por agresión a Radamel Falcao García.

Increíblemente, ocurrió lo impensado. Un aluvión de San Lorenzo terminó con Gonzalo Bergessio marcando un doblete que les dio el pase a los cuartos de final. El primero, lo marcó a los 24 minutos del segundo tiempo y el siguiente tres minutos más tarde, que desató la locura de los Cuervos.


 

Esto provocó el descontento no solo de los hinchas, sino también de los jugadores como el mediocampista de River, Gonzalo Ahumada, quien declaró después del partido: "Cuando San Lorenzo nos hizo el 2-1 en el estadio se escuchó un silencio atroz. Yo he jugado en la cancha de Boca y ganando nosotros 2-0 los hinchas de ellos se nos venían encima".
 

 

La frase pasó a la historia. Fue recreado en diferentes canciones y recordada en todos los clásicos que se disputaron entre San Lorenzo y River, incluso, por la hinchada Xeneise.
 

 

Los hinchas repudiaron la actitud de sus jugadores y arrojaron maíz y pañales en el siguiente partido, dejando expuesta que la relación con el plantel se encontraba rota.

Síntesis del partido

River (4-4-2): Juan Pablo Carizo; Paulo Ferrari, Gustavo Cabral, Eduardo Tuzzio (capitán) y Cristian Villagra; Augusto Fernández, Oscar Ahumada, Matías Abelairas y Diego Buonanotte; Radamel Falcao García y Washington Sebastián Abreu.]

Suplentes: Juan Marcelo Ojeda, Danilo Gerlo, Leonardo Ponzio, Ariel Ortega y Andrés Ríos. DT:  Diego Simeone.

San Lorenzo (4-4-2): Agustín Orión; Hernán Adrián González (capitán), Sebastián Méndez, Jonathan Bottinelli y Diego Placente; Diego Rivero, Juan Manuel Torres, Walter Acevedo y Andrés D'Alessandro; Néstor Andrés Silvera y Gonzalo Bergessio.

Suplentes: Nereo Champagne, Germán Voboril, Juan Carlos Menseguez y Bernardo Romeo. DT: Ramón Díaz.

Goles: PT, 11m Matías Abelairas, de tiro libre (RP), ST, 16m Washington Sebastián Abreu, de penal (RP), 24m y 27m Gonzalo Bergessio (SLA).