Se trata de Salvador que vió como, en plena ruta, un despreciable abrió la puerta del auto en movimiento y tiró una bolsa de basura que contenía un perro caniche que quedó completamente desorientado. Ayelén Cajas, publicó en Facebook la historia que estremeció a todos.

"Mi tío fue quien lo auxilió, pero cuando llegó se percató de que el pequeño, en sus geniales, tiene tumores. Y uno de ellos se reventó, estaba infectado y despedía un olor nauseabundo", comentó en las redes Ayelén.

También aprovechó la oportunidad para pedir ayuda. “Pedimos de corazón colaboración para llevarlo a la veterinaria y permitir que el veterinario trabaje para darle una mejor vida a este pequeño”.

Y sostuvo que no puede "verlo de esta manera y más viendo las ganas de vivir increíbles que tiene, juega como si no tuviera nada que lo incomode o le duela".

La joven generó miles de comentarios a través de los cuales la gente manifestó su bronca y dejó dos numero para comunicarse y colaborar: 2644754597 y 2645205594.