Una confusa descripción de las placas de circulación de la moto con la quee salió del hotel donde asesinaron a Karen Ailén Grodzinski bastó para meter preso al actor mexicano Axel Arenas.

Se trata del actor mexicano apresado como sospechoso del crimen de la modelo argentina, quien fue hallada asesinada de un tiro en la cabeza en la habitación de un hotel del barrio Colonia San Juan, de Ciudad de México, el 27 de diciembre último, informaron fuentes judiciales.

El modelo pudo haber sido condenado a 60 años de prisión.
 


"Un crimen atroz desató una reducida y pobre investigación judicial", aseguró Arenas, quien pasó seis días en la cárcel acusado del asesinato de Karen por la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México y luego exonerado.
 

La caligrafía era tan confusa, asegura el actor, que la PGJ tuvo que preguntar en dos ocasiones al testigo: "¿Es un ‘8’ o una ‘B’?". El testigo contestó: "¡No, pues yo creo que es una ‘be’ porque el ocho lo escribo distinto!". "¿Es un ‘0’ o una ‘D’?", preguntó después el agente. "Híjole, pues no sé", respondió el testigo.

Karen. Fue "Chica Crónica" en 2016.

Al investigar las placas erróneas, la PGJ dio con el nombre de Axel y obtuvo una fotografía suya, de 2014, tomada de su perfil de Facebook.

El modelo acusado le respondió al jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera quien le ofreció su arrepentimiento por el error: "Una disculpa no repara el tiempo sin libertad, los daños morales y económicos ocasionados, gracias a la negligencia de la investigación".

El actor dijo que fue "estigmatizado sin escrúpulos" y llamó a que no se investigue más "por la vía rápida e irresponsablemente, para gozar de mayor certeza jurídica y un verdadero estado de derecho".