Luego del comunicado de Aerolíneas de Saratov expresando sus condolencias a los familiares de los fallecidos, el Ministerio de Emergencias de Rusia abrió una línea telefónica especial para atender a las familias de los fallecidos en el accidente del avión ruso An-148.

Más de 150 personas, 20 vehículos, y el Rostransnadzor, el máximo organismo de inspección de todo tipo de transporte en Rusia, participan en la operación de rescate.

Testigos presenciales aseguran que "primero algo explotó bajo un ala" del avión, incendiándose a continuación, después de lo cual se produjo otra deflagración y el aparato cayó "drásticamente"

El piloto del avión, que tenía 5.000 horas de vuelo (se necesitan 250), logró informar de un fallo técnico a los controladores de la torre de control, comentando la posibilidad de realizar un aterrizaje forzoso en la ciudad de Zhukovski, según medios rusos.

Hasta ahora, los equipos de rescate han logrado localizar una caja negra y dos cuerpos.

Las primeras imágenes: