La inflación de Venezuela superó el 84% en enero y excedió más de 4.000% en los últimos 12 meses. Los precios minoristas del país aumentaron un 84,2 por ciento en enero ante diciembre, y un 4.068 por ciento ante el primer mes del 2017.

Se trata de la peor tragedia económica de Venezuela, sostuvo el presidente de la Comisión de Finanzas y Desarrollo Económico de la Asamblea Nacional, el diputado opositor Rafael Guzmán, al anunciar los datos, según reportó la agencia de noticias EFE.

La AN, con holgada mayoría opositora, resolvió elaborar sus propios indicadores después de que el presidente Nicolás Maduro resolviera en 2014 que el Instituto Nacional de Estadística (INE) del Banco Central de Venezuela (BCV) dejara de publicar datos con regularidad.

Según la AN, Venezuela cerró 2017 con una inflación anual de 2.616 por ciento, tras caer en los dos últimos meses en hiperinflación (tasa mensual superior a 50 por ciento), y el diputado y economista José Guerra pronosticó una tasa superior a 10.000 por ciento para 2018.

Paralelamente, el Producto Bruto Interno (PBI) venezolano acumula desde 2013 una reducción de 31,9 por ciento, según datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) de las Naciones Unidas.