Facebook es una plataforma social que propaga el odio y favorece los contenidos extremos, según declaró a los parlamentarios del Reino Unido Frances Haugen, exempleada de la compañía estadounidense fundada y controlada por Mark Zuckerberg.

"Está empeorando el clima de odio sin ninguna duda", denunció, trasladando su criticismo desde el Senado estadounidense al Parlamento de Westminster.

Haugen renunció a su cargo como jefa de producto de Facebook en mayo y ha desvelado desde entonces cientos de documentos internos, que cuestionan la ética y denuncian la opacidad en la gestión de Zuckerberg de los contenidos de la poderosa red social.

"Creo que la seguridad se percibe dentro de la compañía como un centro de gastos, no para generar ingresos", testificó.

La filtradora está prestando declaración ante el Comité conjunto del Parlamento de Westminster encargado de analizar el último borrador legislativo sobre Seguridad Online, propuesto por el Gobierno de Boris Johnson.

Haugen testificó este mes en el Senado de EEUU sobre el aparente peligro que Facebook representa para los usuarios menores de edad y en el ámbito de la desinformación global.

En Londres, incidió en ambas cuestiones y en el eco desmesurado que alienta la propagación y la violencia de ciertas protestas políticas internacionales, ya sea en Birmania o Etiopía.

"En primer lugar, se priorizan y amplifican contenidos extremos divisorios y polarizadores y, en segundo, se concentran", subrayó.

La exempleada del departamento de desinformación alegó que el algoritmo de Facebook deriva a los usuarios hacia los polos del debate y la ideología políticos, de forma que a "alguien de centro izquierda se le empuja hacia la izquierda radical; a alguien de centro derecha hacia la derecha radical".

Zuckerberg niega las acusaciones vertidas por Haugen a través de documentos sobre investigaciones y evaluaciones internas que continúan publicando medios estadounidenses.

La ministra británica del Interior, Priti Patel, anunció en su cuenta de Twitter que había mantenido un "encuentro constructivo" con la filtradora de Facebook.

Fuente: Sputnik

Ver comentarios