Aldo Campeol era conocido en Italia como "el padre del tiramisú" y murió este fin de semana a los 93 años. La noticia la dio a conocer el presidente de la región de Véneto, Luca Zaia, a través de sus redes sociales oficiales y aseguró que la ciudad perdió a "otra estella más" de su historia gastronómica y vitivinícola. 

"En su casa, gracias a la intuición e imaginación de su esposa, nació uno de los éxitos de la repostería más famosos del mundo, el tiramisú, certificado por la Academia Italiana de Cocina", publicó Zaia en su cuenta de Twitter.

Ado Campeol era considerado el "padre del tiramisú".

 

¿Cómo nació el Tiramisú?

El tiramisú es un clásico de la gastronomía y pastelería italiana, su origen se remonta a un "error" que cometieron la esposa de Campeol,  Alba di Pillo, y su jefe de cocina Roberto Linguanotto en la década del 60, según señaló el medio Il Corriere della Sera. 

Linguanotto se encontraba cocinando un helado de vainilla y sin querer añadió queso mascarpone en un bowl donde había yemas de huevo y azúcar. Cuando comprobó que la mezcla quedó con buen sabor, el cocinero se lo informó a Alba y los dos se pusieron a trabajar para perfeccionar la receta, fue así como llegaron  a servir la mezcla en bizcochos empapados en café y lo espolvorearon con cacao amargo. Esto fue un éxito. 

La receta se fue perfeccionando y se sumó al menú de Alle Beccherie en 1972, el restaurante que Campeol tenía en Treviso. Sin embargo, la familia nunca patentó la receta. Apareció publicada por primera vez en una revista en 1981.

La receta certificada por la Academia Italiana de Cocina en 2010 no incluye alcohol en su preparación original, ya que también era consumido por niños. 

Tiramisú, receta fácil

Con esta receta de Paulina Cocina animate a dar tus primeros pasos con este postre que es un golazo para disfrutar en una buena merienda o para compartir con la familia. 

Ingredientes

  • 3/4 de taza o 160 gramos de azúcar
  • 400 cc de crema de leche o nata
  • 600 gramos de mascarpone
  • 7 yemas
  • 1 medida de cognac o amaretto (opcional)
  • 1 taza de café
  • 2 paquetes de vainillas o bizcocho de soletilla
  • Cacao amargo y chocolate semi amargo para la terminación

Preparación

1. En primer lugar hay que batir las yemas a baño María e ir sumando el azúcar y el cognac o amaretto, hacerlo durante cinco minutos. Luego se retira del fuego y se continúa con el batido hasta que las yemas estén a temperatura ambiente, de a poco se va formando una crema. 

2. Batir el mascarpone un poco para que no tenga grumos, sumarle la mezcla del punto 1 e integrar todo con movimientos envolventes. Añadir la crema de leche semi batida e ir mezclando suavemente. 

3. Hidratar los bizcochos o vainilla para el tiramisú en el café. Colocar una primera capa de estos en una fuente, sumar la crema, otra de vainilla y una de crema. Espolvorear por encima el cacao amargo y el chocolate semi amargo rrallado o picada. 

4. Llevar a la heladera hasta que esté bien frío. Servir y saborear. 

La receta del tiramisú es fácil de preparar.