Las historias paranormales no tienen fin. En las últimas horas la mujer abducida en La Pampa habló en exclusiva con Crónica HD sobre las 24 horas en las que permaneció desaparecida de su casa, ubicada en la localidad de Jacinto Arauz, y también se volvió viral un vídeo en el que un perro aparece jugando en el patio de una casa junto a otro animal de origen fantasmal. 

Las imágenes fueron captadas por la cámara de seguridad de un domicilio particular, allí se observa a la mascota de color negro correteando cerca de la cucha junto a otro canino, el cual al inicio del video aparece como un ser transparente, ambos corretean por el patio.

El hecho sucedió en la ciudad de Melbourne, en Australia. Según informó el NY Post, citando a Caters, el propietario de la vivienda Jake DeMarco aseguró que su mascota llamada Ryder aparece en las imágenes del video correteando y jugando con "un perro fantasma" en el patio de su casa. 

El video fue grabado por las cámaras de seguridad de la casa de DeMarco el pasado 18 de noviembre y hace unas horas salieron a la luz. Allí se ve como una figura de aspecto blanco, casi transparente, entra en escena y corretea detrás de Ryder. 

El dueño de la vivienda observó las imágenes desde el interior de su hogar, una vez que el nuevo "amigo" de Ryder no se encontraba más y no se lo vió volver a aparecer antes las cámaras de seguridad, De Marco salió de la casa y se dirigió al patio de atrás. 

Algo que le llamó la atención es saber cómo pudo haber ingresado otro animal si su patio estaba totalmente cercado y con candado para que nadie ingrese. En diálogo con News 18, el hombre contó que salió de la vivienda luego de constatar que no había nadie más cerca de la escena.

DeMarco estaba fumando un cigarrillo en el garage cuando le dio un vistazo a la imagen y le llamó la atención un movimiento inusual de su mascota. Allí vio que su perro estaba saltando y correteando rápidamente, lo cual es algo "poco habitual en él".

Al ver a su perro saltando y correateando, decidió acercarse a las cámaras para ver qué estaba sucediendo y así descartar alguna situación peligrosa. Pero lo que vio resultó ser más aterrador y lo dejó sin palabras. Fue en ese momento cuando vio al perro fantasma jugando con Ryder.