La comunidad conmovida por el asesinato del joven mapuche (La Izquierda Diario).

La comunidad mapuche Lafken Winkul Mapu denunció este domingo que dos “testigos clave del asesinato” del joven Rafael Nahuel fueron detenidos, “incomunicados” y  “torturados” por agentes de la Policía de Seguridad Aeroportuaria en el aeropuerto de Bariloche.

Las víctimas de los abusos serían Lautaro Alejandro Gonzales y Fausto Horacio Jones Huala, quienes “fueron brutalmente torturados luego de ser testigos claves del asesinato del weichafe caído”, de acuerdo al comunicado del pueblo originario. 

La abogada Elizabeth Gómez Alcorta confirmó esta versión y consideró que “al Estado le cabe toda la responsabilidad” por la muerte del joven durante un desalojo de un predio de Parques Nacionales en las inmediaciones del Lago Mascardi, informó la agencia NA.

“Acá hay armas y fuerzas federales que asesinaron a un joven  mapuche que estaba reivindicando sus tierras, que entiende parte  de su comunidad. El Gobierno corre los límites a un lugar  insostenible para la vida democrática”, expresó la letrada.