Fernando Altamirano, esposo de Lourdes Espíndola, la mujer policía que recibió un tiro en el cuello, habló en las puertas del Hospital Posadas donde está internada en grave estado la uniformada.

El hombre, visiblemente conmocionado, agradeció a los dos policías que trasladaron a su mujer luego del hecho: "Les debo la vida a los compañeros de ella que llegaron antes porque si no se me moría".

Al ser consultado sobre el hecho por los periodistas, el policía afirmó que "ella me avisó por WhatsApp y me dijo que se estaba muriendo".

En medio del shock, Altamirano aseguró: "No sé qué fueron a hacer los delincuentes, solo quiero que me llamen por teléfono y me expliquen o me pidan disculpas".

"Yo ya la estaba esperando con mis hijos, mi hijito inclusive le mandó un mensaje diciendo 'te estamos esperando mami''", recordó, entre lágrimas.

Respecto al estado de salud de su mujer, señaló que "hay que esperar, necesita dadores de sangre, un milagro, que todos recemos, le pido colaboración a todos por favor. ¡Yo la quiero viva!".

Además, contó que "hace una semana atrás le dije 'mi amor sabes que no podemos vivir toda la vida de policías'" y se quejó: "El policía de la provincia de Buenos Aires está desprotegido".

Por último, espetó: "Mandaría a la gobernadora María Eugenia Vidal a la c..... de su madre porque esto es culpa de ella, y al presidente Mauricio Macri también, desde hoy, no soy más policía".

Ver más productos

San Pedro Nolasco, en el recuerdo de la iglesia católica.

La iglesia recuerda hoy a San Pedro Nolasco

"El alma de las flores", el libro de Viviana Rivero que podés adquirir en www.cronishop.com.ar

Lecturas de verano: dos generaciones atravesadas por un mismo destino

El presidente Alberto Fernández trabaja en distintas cuestiones.

La lista de candidatos a la embajada del Vaticano que prepara Alberto

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Alberto y Francisco, un encuentro que no sorprende

Ver más productos