Es una frase hecha que los avances tecnológicos generan cambios fuertes en varios órdenes de la vida. El ámbito de la legislación, las regulaciones y los incentivos no es la excepción. En ese contexto, el secretario de Economía del Conocimiento, Ariel Sujarchuk, subrayó que el Gobierno se encuentra evaluando nuevas medidas para impulsar a ese sector, entre las que se cuenta un monotributo simplificado para los "freelancers" del sector tecnológico que prestan servicios a empresas del exterior, que algunos ya bautizan como "Monotech".

En diálogo con El Destape Radio, Sujarchuk ecplicó que "esta medida está en estudio y es un proyecto que tenemos la intención de llevar a cabo que busca potenciar a todo lo que son trabajadores locales y programadores sin que fagocite al sector nacional. Es una medida que hay que tomarla con inteligencia y estamos analizándola bien".

La idea es que el "monotributo simplificado para el sector tecnológico" sea destinado a los "freelancers" que venden sus servicios a empresas del exterior y se agregue a la flexibilización del acceso de dólares a esos trabajadores del sector dispuesta por el Banco Central (BCRA) en junio último. Esta medida de la autoridad monetaria les permite disponer de hasta 12.000 dólares al año en cuentas bancarias sin el requisito de liquidarlos en el mercado único y libre de cambios, es decir que no están obligados a pesificarlos.

En busca de formar más programadores

Otra medida que refirió Sujarchuk sera relanzar el programa Argentina Programa, que apuntará a generar "70.000 nuevos programadores en menos de un año".

 

 

En ediciones anteriores, esta iniciativa constaba de dos niveles y otorgaba un subsidio de 100.000 pesos para adquirir computadoras, y un estímulo del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) que otorga tarjetas para conexión gratuita a internet. El funcionario agregó que los nuevos cursos serán "en distintas escalas" y que el programa se va a lanzar "en poco tiempo".

Sujarchuk aseguró que "estamos pensando en los cursos de inicio, en capacitación de los que ya tienen y en especialización para los que están ya capacitados. Va a ser muy fuerte para la economía del conocimiento y para generar empleo de calidad con buenos salarios y buenos ingresos que es parte de lo que necesitamos los argentinos".

Para el secretario, la Argentina "tiene condiciones ideales" para generar profesionales y para "explotar sus servicios" por su "huso horario perfecto tanto para Estados Unidos y para Europa", y unas "condiciones culturales generales que se adaptan a sus poblaciones".

Otros incentivos

Sujanrchuk también indicó que la Secretaría se encuentra trabajando en un bono de crédito fiscal para el pago de impuestos equivalente al 70% de las contribuciones patronales para las empresas inscriptas en el Registro de la Economía del Conocimiento.

Ese bono "estuvo frenado desde el mes de abril y en estas semanas se está destrabando", y está contemplado entre los beneficios fiscales de la Ley de Economía del Conocimiento aprobada en 2020.

 

 

Por otro lado, señaló que se está evaluando un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) para otorgarle a las firmas "la posibilidad de liquidar un porcentaje de dólares de acuerdo con el incremento de sus exportaciones".

Dicho régimen cambiario que busca fomentar las exportaciones sería similar al reglamentado esta semana para las empresas productoras de hidrocarburos y fue anticipado por el ministro de Economía, Sergio Massa, en su discurso de asunción al frente del Palacio de Hacienda.

Por último, Sujarchuk también se preparan una "cantidad de medidas que tienen que ver con el apoyo a través de Aportes No Reembolsables" a las pymes.

 

Creciente interés en estudiar carreras afines

Es interesante señalar que en mayo último, y tras la vuelta a los niveles de presencialidad de la prepandemia, el número de inscripciones registradas para el Ciclo Básico Común (CBC) de la Universidad de Buenos Aires (UBA) totalizó 63.044 ingresantes.

 

 

En la comparativa de carreras, la Licenciatura en Ciencias de Datos y la Ingeniería en Informática se destacan como dos de las tecnológicas que más atención se llevaron por parte de las y los estudiantes en relación al año pasado, ubicando a la segunda dentro de las primeras 10 más con más solicitudes.

Por su parte, la joven Licenciatura en Ciencias de Datos -que cuenta tan solo con dos años de existencia- se convirtió en la más elegida por quienes asisten a la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales, con una suba del 43% este año en el número de anotados.

Ver comentarios