Finalmente, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires se inscribieron ayer todos los partidos integrantes de Cambiemos a nivel nacional. Lo que no lograron desde la conformación de la alianza, allá por principios de 2015, se materializó anoche. A tono con los tiempos que corren, el espacio que lidera Horacio Rodríguez Larreta inscribió al frente "Juntos por el Cambio, integrado por el PRO, junto al radicalismo, la coalición cívica y sumando a jugadores puramente locales. Como se esperaba, forma parte del espacio el partido Confianza Pública, de Graciela Ocaña.

La sorpresa, sin embargo, fue la confirmación de un pase inesperado: el socialista Roy Cortina, que hasta hace unas horas se mostraba cercano a Roberto Lavagna, desistió de su anunciada candidatura a jefe de gobierno porteño e inscribió al Partido Socialista de la ciudad en este frente.

La negociación con los aliados, sin embargo, continuaba anoche. El objetivo de Larreta es consolidar la amplitud del espacio, y ofrecieron al líder del partido Evolución -afiliado ahora a la UCR-, Martín Lousteau, encabezar la boleta de senadores nacionales por la ciudad, algo que el economista analizaba anoche.

Tal como sucede con el acuerdo del kirchnerismo con Sergio Massa, la participación del ex embajador en Estados Unidos dentro de la boleta de Juntos por el Cambio está todavía en veremos, y se definirá de aquí al cierre de listas, previsto para el 22 de junio.