Desde el Penal Federal de Güemes, en la provincia de Salta, donde  Milagro Sala cumple su cuarto día de detención ilegal, la dirigente social envió una carta de su propio puño y letra.

Inmersa en una situación de atropello de sus derechos, la líder de Tupac Amaru escribió las siguientes líneas:

"Compañeros, una vez más fueron avasallados mis derechos por la Justicia de Jujuy y del juez Pablo Pullen Llermanos".

Así comienza la misiva de Sala, para inmediatamente hacer referencia al Poder Judicial: "La verdad es que duele mucho como están basureando y haciendo quedar mal a la Justicia argentina, porque el método que aplican en Jujuy lo están haciendo en el resto del país".

"Quieren gobernar metiendo presos a los opositores, mientras siguen entregando nuestra querida patria al FMI", remarcó la dirigente, quien luego expresó: "Cada vez hay más pobreza, desocupación, salarios bajos, mientras se cierran fábricas comercios y actividades productivas (...), los medios de difusión que responden a este gobierno ocultan la realidad, y quieren hacer creer a los argentinos que está todo bien, y no es así".

"Piden a los argentinos sacrificios (...) mientras vemos cómo las corporaciones y funcionarios de Macri y Morales se enriquecen".  

Para finalizar, Milagro pidió "a los argentinos que no dejen de militar, todos los días, para recuperar nuestra patria y no se convierta en colonia"

El próximo jueves 16 de agosto, desde el Comité por la libertad de la dirigente social convocan a una movilización a las 11hs desde el Obelisco y hacia la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Allí se exigirá el cumplimiento del fallo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos ratificado por la Corte Suprema de Justicia que ordena la prisión domiciliaria de Milagro Sala.