El presidente Mauricio Macri ratificó el compromiso de "saldar la deuda histórica con las Fuerzas Armadas de la democracia" y afirmó que la nueva directiva que dispuso el Gobierno en materia de Defensa Nacional va a "sentar las bases para avanzar hacia un sistema militar moderno, profesional y flexible".

"Necesitamos trabajar juntos en este proceso de reconversión pensando en el presente, pero sobre todo en el futuro de nuestras Fuerzas Armadas", afirmó Macri al hablar en la Cena Anual de Camaradería de las FFAA. . 

En su mensaje el Presidente rindió homenaje a los 44 tripulantes del submarino ARA San Juan, desaparecido el 15 de noviembre del año pasado cuando realizaba una travesía desde Ushuaia rumbo a la Base Naval de Mar del Plata. "Entregaron sus vidas protegiendo nuestros mares. Es un dolor que llevamos todos los argentinos en nuestro corazón", dijo Macri.

La tradicional cena de camaradería fue servida en el Salón San Martín del edificio Libertador y contó con la participación del jefe de Gabinete, Marcos Peña, y los ministros de Defensa, Oscar Aguad, de Seguridad, Patricia Bullrich, y de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva, Lino Barañao.

Estuvieron presentes los jefes del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, teniente general Bari del Valle Sosa; del Ejército, general de brigada Claudio Pasqualini; de la Fuerza Aérea, brigadier general Enrique Amrein, y de la Armada, vicealmirante José Luis Villán.

También asistieron el titular provisional del Senado, Federico Pinedo, y el secretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo, entre otras autoridades. 

El Presidente reiteró en el comienzo de su exposición el "profundo compromiso de saldar la deuda histórica que tenemos con las Fuerzas Armadas de la democracia" con la convicción de que "solo podremos lograrlo a partir de un debate sincero y genuino sobre las FFAA que queremos para el siglo XXI".

"Hemos escuchado voces en estos días. Nos acusan de vulnerar los consensos de la democracia en materia de Defensa. Quiero decirles que no es así, y que los invitamos a debatir, a dejar de lado el doble discurso y a sumarse a un trabajo en conjunto porque estas son las Fuerzas Armadas de todos los argentinos", agregó. Señaló que "estamos en el camino correcto de la transformación" y subrayó que "queremos Fuerzas Armadas preparadas para proteger los espacios soberanos, pero también la vida de nuestros habitantes frente amenazas de origen externo". 

Sostuvo que la tarea que hay por delante "no es fácil", ya que "tenemos un sistema de Defensa desactualizado, producto de años de desinversión y de la ausencia de una política de largo plazo". "Por eso es que estamos promoviendo un reforma basada principalmente en el accionar conjunto, con moderno despliegue territorial acorde a los desafíos actuales, que va permitir un funcionamiento más eficiente  de las Fuerzas Armadas", remarcó.