Las mascotas se convirtieron en un integrante más de las familias. La mayoría de las personas que tiene un amigo peludo deja que este duerma dentro de la casa o hasta incluso en la cama.

Sin embargo, todos tienen el mismo temor: que la ropa o el hogar quedé invadido con olor a perro, porque a pesar de mantener limpio y aseado al can y el espacio donde este transita, es probable dar con olores poco agradables o extraños al olfato de los humanos.

Por esta razón, te damos algunas soluciones acerca de cómo quitar o evitar el olor de tu querido amigo de cuatro patas. Cabe destacar que es muy importante no confundir un olor fuerte derivado de alguna enfermedad con el aroma propio de algunos perros. Siempre es bueno chequear esto si hay algún tipo de duda al respecto.

 

Para comenzar es importante aclarar que lo ideal es bañar al animal cada 15 o 20 días. También es bueno verificar cuál es el estado de su salud dental, ya que esto también puede generar ciertos olores al generar contacto entre artículos del hogar y unos dientes sucios o una lengua con bacterias.

Si todo esto se cumple, pero el olor persiste, te aconsejamos algunos tips para combatir el mal olor y poder salir de tu casa sin preocuparte por tener olor a can o para que no te estreses si vienen visitas a tu hogar y el aroma no es el ideal.

Los mejores 5 consejos para evitar el mal olor de los perros

Uno de los principales temores de las personas que tienen un amigo peludo es que el olor a perro se apodere de la ropa, o peor, de la casa.
Uno de los principales temores de las personas que tienen un amigo peludo es que el olor a perro se apodere de la ropa, o peor, de la casa.

1. Limpiar sus accesorios

Para hacerlo sin dejar rastro de olores, lo mejor es utilizar el bicarbonato de sodio. Hay que lavar todas las prendas o los juguetes del perro en agua con bicarbonato de sodio. Acto seguido, realizar el lavado habitual con detergente o jabón. Si querés evitar olores, lo ideal es repetir este paso cada 15 días.

2. Limpieza con vinagre de manzana

Un truco casero que nunca falla. Emplear el vinagre de manzana para neutralizar los olores típicos del can es una muy buena idea. Cuando uno lava las alfombras, colchas o ropas se debe colocar ¼ de taza de este líquido junto con el detergente y luego aplicar el lavado normal.

3. Bicarbonato de sodio

Otra forma de emplear el bicarbonato es espolvoreándolo sobre las superficies donde reposa el animal. Este potente polvo hará que el olor se encapsule y se reduzca casi por completo. Cabe destacar que el polvo debe quedar reposando alrededor de una hora como máximo. Luego, hay que utilizar una aspiradora para sustraer todo el polvo del bicarbonato.

 

4. Purificador de aire

El purificador de aire es muy usado en departamentos y espacios pequeños. Si bien, este material tiene un costo mayor al del vinagre de manzana o al bicarbonato de sodio, es también muy eficaz para eliminar los aromas no deseados.

5. Incienso

Estos son clave para darle un nuevo olor al ambiente en el que son quemados. Además, a algunas personas les ayuda a relajarse y los motiva durante el día.

Ver comentarios