Una vez más @soycamarero hizo lo suyo. Aunque todos conocen esta reconocida cuenta, la persona que está detrás de ella es Jesús Soriano, una figura española de Twitter que se encarga de publicar situaciones diarias insólitas que tienen que vivir los mozos.

Generalmente las publicaciones de este hombre causan indignación y son furor por toda la red social del pajarito. En este caso hizo referencia a la mala conducta de un usuario de Internet. Como muchos sabrán, Google brinda la posibilidad de calificar a los restaurantes por las personas que fueron atentidas allí y, así, puedan dar una referencia a los que deseen ir a probar el servicio.

Un restaurante de España fue calificado con una mala reseña que era falsa.
Un restaurante de España fue calificado con una mala reseña que era falsa.

Muchas veces los internautas no tienen en cuenta de que manera pueden afectar a los trabajadores con un simple "click". La cuenta de @soycamarero compartió una situación insólita: una cuenta de Google calificó a un bar sin haber asistido. 

"De verdad, hay que prohibir hacer reseñas hasta pasar un psicotécnico", escribió Soriano en su tuit. En la captura de pantalla se puede ver que un cliente calificó al restaurante de Santa María (Mallorca) con una estrella

Pero lo que llamó la atención fue que reveló: "no he ido, he estado en el bar de al lado". Esto causó mucho enojo en los representantes del lugar ya que perjudica el trabajo de ellos y hace que muchos crean que el servicio es malo.

La reseña que se hizo viral en   <a href='https://www.cronica.com.ar/tags/Twitter'>Twitter</a>.
La reseña que se hizo viral en Twitter.

La respuesta del propietario

El tuit fue visto por muchas personas que comentaron sobre la situación. Pero la respuesta del propietario del establecimiento gastronómico fue la que más llegó al corazón de la gente que mostró conmovida. 

"Pues si no ha venido y ha estado en el de al lado por qué nos valora con una estrella?... Aquí trabaja mucha gente para que usted tire nuestro trabajo por el suelo", escribió el dueño. Luego preguntó si tenía algún tipo de problema con ellos, pero que no había razón "si no ha sido ni cliente".

La respuesta del propietario del restaurante.
La respuesta del propietario del restaurante.

Ante la mala experiencia del restaurante con esta reseña, varios usuarios se mostraron a favor del trabajador. "Debería haber un filtro para que, reseñas así, no se puedan publicar. Y que hubiera sanciones para los que intentan poner reseñas falsas o con mala fe (como en este caso)", dijo una seguidora.

Otro internauta también dijo algo similar pero explicó la mala predisposición de la gente que hace este tipo de reseñas. "Directamente prohibía éstas apps, estoy convencido que la mayoría de personas que escriben éstas reseñas, están amargadas de la vida y son los menos indicadxs para hacerlo. Que circulen".