Docentes y directivos de la UEGP 34 "Vicente López y Planes" de Villa Ángela, Chaco, descubrieron pintadas obscenas en el establecimiento escolar.

Puertas, ventanas, muros, paredes y hasta los bebederos donde los niños toman agua fueron pintados con aerosol. El personal policial inició una intensa búsqueda para poder identificar al o a los responsables de los daños producidos en la institución.

Los efectivos de la División de Investigaciones demoraron a un menor de 16 años, reconocido como el presunto autor de los dibujos. Según informó la policía, el joven fue identificado tras una ardua exploración en relación a otros hechos de similares características ocurridos en el colegio. 

El sospechoso, vecino del colegio, solía asistir a la institución, pero en 2016 tras repetir de curso, las autoridades decidieron no volver a aceptarlo, ya que por su condición de repetidor tendría que compartir grado con alumnos de 12 y 13 años, con el agravante de tener problemas de conducta.

Finalmente, la fiscal de turno solicitó de forma urgente una entrevista con los padres del acusado para luego dar intervención al Juzgado del Menor y el equipo interdisciplinario de la ciudad de Villa Ángela.