El presidente de la AFA, Claudio Tapia, consideró que con la angustiante clasificación al Mundial de Rusia comenzará "una nueva etapa" en el fútbol argentino, y contó que en su abrazo con Lionel Messi en el vestuario ambos expresaron "toda la bronca contenida".

"Ahora empieza una nueva etapa y la vamos a poder disfrutar a partir del Mundial. Empieza una nueva etapa y tenemos un cuerpo técnico que supera al Mundial que viene, y en las juveniles también un proyecto a largo plazo", dijo Tapia, horas después de regresar a Buenos Aires tras la victoria en Quito que aseguró la clasificación a Rusia 2018.

Además, y sobre el abrazo que se dio con Messi en la puerta del vestuario apenas terminó el encuentro, contó el dirigente que "fue un desahogo de las frustraciones deportivas y dirigenciales que veníamos".

"A mi me tocó acompañar muchas de esas frustraciones. Expresamos en un abrazo toda la bronca contenida", precisó Tapia.

"Estoy feliz por la alegría que le pudimos dar a la gente. Ahora tiene que haber un antes y un después de ésta clasificación", apuntó Tapia en un breve diálogo con la prensa en la puerta del predio de Ezeiza.

"Los jugadores tuvieron el gesto de volver a hablar con la prensa. Tenemos que empezar a construir una relación diferente. El cuerpo técnico empezará a programar el trabajo que viene y nosotros armaremos amistosos de prestigio para llegar de la mejor manera", manifestó el mandatario de la AFA desde el automóvil en el que dejó el lugar.

Tapia también resaltó la decisión de la nueva conducción de la AFA de no seguir con el ciclo de Edgardo Bauza y apostar por la contratación de Jorge Sampaoli.

"Lo más fácil era quedarse con el cuerpo técnico anterior que no tenía identidad de juego ni contaba con el consenso dirigencial y tampoco de los jugadores pero nosotros estamos para tomar decisiones", aseguró.

Fuente: DyN y Télam