En un comunicado firmado por Cavalieri y los secretarios de Prensa y Difusión y de Asuntos Laborales del gremio, Ángel Martínez y Jorge Bence, se advirtió que la Faecys adoptará "las medidas administrativas y judiciales necesarias en defensa de los los trabajadores".

"Como consecuencia de la presentación ante Trabajo del procedimiento preventivo de crisis, la Faecys señala que no fue notificada formalmente de esa iniciativa, pero rechaza cualquier decisión que se pretenda adoptar de forma inconsulta e irrazonable y que pueda lesionar de alguna manera los derechos y conquistas de los trabajadores", expresaron los dirigentes sindicales. Además, Cavalieri ratificó el estado de alerta nacional de la Faecys ante "la actitud asumida por la empresa francesa", sin perjuicio de "las medidas administrativas y judiciales que considere necesario adoptar en defensa de los trabajadores".

Por la mañana, Carlos Pérez, secretario de Asistencia Social del sindicato mercantil porteño, y otros integrantes del consejo directivo del gremio recorrieron las diversas sucursales de la cadena Carrefour, donde dialogaron con los trabajadores y explicaron la situación planteada.

Cabe recordar que la filial argentina de la cadena multinacional francesa presentó el último jueves el procedimiento preventivo de crisis (PPC) ante el Ministerio de Trabajo de la Nación, un paso previo a la ejecución de posibles despidos o suspensiones, "luego de tres años de balances negativos", afirmó la empresa.

Reacción del gobierno

El titular de la cartera laboral, Jorge Triaca, adelantó que "a partir de esa presentación vamos a convocar la semana que viene a una audiencia donde participan la empresa y el sindicato para buscar consensos y donde se analizan las manifestaciones de las partes y se buscará encontrar consensos en el camino que tienen que transitar, donde se cuidan los derechos de los trabajadores".

En declaraciones a radio Mitre, Triaca agregó que el PPC es un procedimiento que "sucede con habitualidad" dado que es "un instrumento que tiene la legislación laboral, que muchas veces a través del diálogo permite encontrar soluciones circunstanciales o coyunturales". Puntualmente, aclaró que la presentación fue efectuada "por 2.000 trabajadores", y que afecta a "las grandes superficies y no a los pequeños locales". Agregó que, en el rubro de supermercados, "en los últimos años ha caído este sector pero ha crecido el comercio en otras vías".

"A partir del impacto en los cambios tecnológicos, como las cadenas de comercialización digital, muchas empresas están en una situación donde tienen que analizar cómo transformar la compañía pero también cómo brindarles a sus trabajadores oportunidades a través de la capacitación, de la formación profesional y encontrar nuevas líneas de producción", sostuvo el ministro de Trabajo.

Agregó que, en la actualidad, "un trabajador va a entrar en muchos procesos de su vida laboral a tener que capacitarse para actualizarse porque los cambios tecnológicos, la digitalización, hacen que muchos procesos productivos requieran de nuevas capacitaciones y eso es parte de lo que viene en el ámbito del trabajo".