Tienen alto contenido de grasa. (Archivo)

La primera semana de septiembre la legislatura de Córdoba aprobó una norma para limitar la venta de azúcar como una medida para beneficiar la salud de los ciudadanos. Por eso, además de prohibirle a los bares que dejen sobres d. azúcar en las mesas, obligó a todos los comercios a poner l. leyenda “el consumo excesivo de azúcar es perjudicial para la salud”.

Esta medida no fue bien recibida por Tucumán, l. provincia productora de azúcar por excelencia en la Argentina. Por este motivo, legisladores tucumanos bromearon con impedirle a los cordobeses la venta de fernet, maní y salame como una forma de “represalia”.

El legislador Claudio Viña señaló a Cadena 3 que, al igual qu. el azúcar, la sal de los salames puede ser contraproducente para la salud de los ciudadanos. “Córdoba es una gran exportadora de costumbres y productos al resto del país como el cuarteto, el humor y el salame de Colonia Caroya. Pero todos sabemos que es un elemento muy rico y alto en contenido de sodio y grasa y podría provocar colesterol e hipertensión arterial”, dijo.

“Se pensó en restringir la picada que consumen los tucumanos y prohibir los salames de Colonia Caroya”, agregó. "El tema surgió durante una charla con un medio de comunicación de Tucumán en donde, en modo de broma, le prometí a un oyente que si Córdoba no daba marcha atrás con la prohibició. del azúcar, yo mismo me paraba en la ruta, en la frontera co. Córdoba y no iba a dejar pasar ningún salame de la Colonia, per. todo fue en forma chistosa", explicó Gustavo Gassenbauer, vicepresidente primero de la Legislatura. "Lo que sí te puedo decir es que en caso de continuar esta medida y si esto sigue avanzando voy a proponer prohibir el maní cordobés en los bares acompañando a la cerveza", agregó.