Bolivia se ha consolidado como uno de los países de Sudamérica con mayor crecimiento urbano en los últimos años. De hecho, el mercado inmobiliario se ha convertido en uno de los más rentables en la actualidad. La industria de la construcción, por su parte, es conocida como uno de los principales motores de la economía de este país.

El crecimiento en ambas industrias —la de construcción e inmobiliaria— se hizo mucho más evidente a partir del 2012, cuando estos mercados se promovieron tanto por empresas públicas como privadas.

Las principales ciudades de Bolivia, como La Paz, Cochabamba y Santa Cruz, experimentaron un desarrollo bastante amplio. La última de ellas ha atraído a una gran cantidad de comercios e inversores, e incluso ha recibido a emigrantes de las zonas rurales de Bolivia que desean acercarse a las grandes ciudades.

Santa Cruz destaca porque en los últimos 10 años se ha convertido en la ciudad de Latinoamérica con mayor crecimiento, tanto de su población como de su PBI. La demanda de inmuebles —y de otros servicios asociados— ha crecido de forma paralela. Las empresas responsables han sabido acoplarse a este desarrollo acelerado, creando con constancia nuevos proyectos que permiten cubrir toda la demanda de forma exitosa.

Algunas políticas establecidas buscan, además, lograr que la compra o adquisición de una nueva vivienda sea accesible incluso para la clase media, o media-baja. La oferta es variada, con diferentes estilos de apartamentos, casas o condominios, y en un rango de precios diverso. Aunque también puede resultar algo difícil de costear para quien no cuenta con suficientes ingresos.

Es entonces cuando entran en práctica otro tipo de arreglos. En concreto, modalidades de arrendamiento. Una de ellas es el alquiler, practicado en todo tipo de urbes alrededor del mundo. El otro, poco conocido fuera de Bolivia, es el anticrético.

Los expertos del portal Infocasas informan sobre las opciones existentes para este tipo de arrendamiento en Santa Cruz, sus ventajas y los factores que hay que tener en consideración antes de elegir alguno.

El alquiler

El alquiler es una de las opciones más utilizadas. En especial, por ciudadanos que no cuentan con el capital necesario para realizar la compra de un inmueble propio. También es una opción atractiva para los habitantes más jóvenes, que aún no están pensando en formar una familia, o en convertirse en dueños de una propiedad a largo plazo.

La compra de un inmueble puede ser una inversión bastante beneficiosa e, incluso, de realizarla en el momento adecuado, puede suponer un ahorro. Pero no se trata de una inversión que cualquiera esté dispuesto a realizar. Para muchos, el alquiler funciona igual de bien.

La razón es sencilla: se trata de una inversión mucho más pequeña —y, por tanto, más accesible— que ofrece una vivienda temporal sin compromisos duraderos. El factor del tiempo es llamativo para algunas audiencias que no están interesadas en adquirir una vivienda a largo plazo. La vivienda alquilada proporciona un techo mientras que se ahorra para poder realizar otro tipo de inversiones que se ajusten mejor a los planes o proyectos de la persona.

Los alquileres en Santa Cruz, Bolivia, abundan. De hecho, la oferta es casi tan amplia como la de las propiedades en venta. Los puedes encontrar en varios barrios y zonas de esta ciudad de Bolivia. Algunas edificaciones son construidas con la finalidad de ser alquiladas una vez finalizada su construcción.

En 2017, algunas áreas de la ciudad experimentaron un crecimiento más notable. Los alquileres en zona norte, Santa Cruz, son unos de los más solicitados. La zona, a pesar de contar con una gran demanda, ofrece diversos tipos de construcciones amigables para toda clase de públicos. Se pueden encontrar espacios para alquilar a precios baratos, y muy cerca de algunos de los comercios más importantes de Santa Cruz.

Urubó es otra de las zonas de gran crecimiento urbano de Santa Cruz. Se trata de una de las áreas más exclusivas, con complejos residenciales que destacan por su elegancia. También hay disponibles alquileres en Urubo, Santa Cruz. Gran parte de ellos se encuentran en condominios de lujo. La zona cuenta con un puente nuevo que une con Santa Cruz ciudad.

Anticréticos

El anticrético es una de las opciones más seductoras, tanto a los posibles residentes como a los economistas expertos. Fuera de Bolivia, muy pocos conocen este tipo de propuesta. Se debe a que esta modalidad es una particularidad de Bolivia que no se aplica habitualmente en otros países alrededor del mundo, pero que representa un buen negocio para las dos partes involucradas. Se pueden conseguir variadas opciones de anticréticos en Santa Cruz de la Sierra.

Esta modalidad permite que la persona realice una inversión a cambio de un tiempo establecido en la vivienda. Por lo general, un año, pero puede variar dependiendo del acuerdo al que se llegue. Pasado el período establecido, la persona debe entregar la propiedad y recibe a cambio el dinero que invirtió en ella.

La inversión resulta muy beneficiosa porque, además de obtener vivienda durante el tiempo que lo requiera, recupera su dinero una vez finalizado el período. Para los propietarios también resulta una opción atractiva porque pueden contar con un dinero para invertir en lo que prefieran, y tienen un tiempo establecido para recuperar la cifra. A veces, llegan incluso a doblarla, generando así una ganancia mayor.

El riesgo en este tipo de arrendamientos también es amplio para ambas partes. Por un lado, la suma invertida podría perder su valor con el paso del tiempo, producto de situaciones irregulares en el país. Por otro, el propietario podría tener que lidiar con daños no reparados durante el tiempo que duró el anticrético, que lo podría llevar a perder dinero.

Por eso, antes de escoger una opción es importante evaluar bien cada situación particular, para conseguir el tipo de arrendamiento más adecuado para cada persona. Las propuestas abundan en Santa Cruz, solo es cuestión de analizarlas.