El presidente de Bolivia, Evo Morales, llegó este domingo a la ciudad de Vallegrande e inició el peregrinaje rumbo a La Higuera, para rendir homenaje al comandante argentino cubano Ernesto Che Guevara, al cumplirse 50 años de su asesinato en esa pequeña localidad del centro del país.

Morales inició una caminata desde el sector Abra-El Batan y prevé recorrer dos kilómetros de reducidos senderos hasta La Higuera, junto a autoridades nacionales, dirigentes de organizaciones sociales, campesinos y la población de Vallegrande.

"Estamos compartiendo con el pueblo boliviano y visitantes de casi todo el mundo que participan en los 50 años del Che, contento de llegar a este lugar porque siempre es una fortaleza y mucha energía para quienes luchamos junto a los pueblos contra el imperio por igualdad y justicia”, dijo Morales.

La actividad se enmarca en los actos conmemorativos por los 50 años de la muerte de Guevara en Bolivia y según la agenda presidencial, Morales también prevé pernoctar en el campamento internacionalista instalado en el aeropuerto de esa región, debido a una saturación del capacidad hotelera, según informó la agencia de noticias estatal ABI.

El próximo lunes, Morales prevé encabezar un acto masivo de homenaje al Che y para relanzar “la lucha antiimperialista”, del que participarán los vicepresidentes de Cuba y Venezuela; Miguel Mario Díaz-Canel y Tareck El Aissami, respectivamente.

En Vallegrande se congregaron durante los últimos días seguidores del Che Guevara y militantes de partidos de izquierda para asistir a los actos que recuerdan la lucha del comandante comunista, entre las que se cuentan una exposición de pinturas a cargo del artista Carlos Salazar dedicada al Che y a otros líderes socialistas latinoamericanos, que se realizó en la Casa de la Cultura de la esa localidad.

También hay exposiciones fotográficas, foros sobre el pensamiento del revolucionario y la presentación de libros dedicados a diferentes facetas de Guevara, entre ellas la de médico, que fue analizada en un congreso sobre “medicina social”.

En Vallegrande, a unos 400 kilómetros de la ciudad de Santa Cruz, antropólogos de Argentina y Cuba encontraron en julio de 1997 las osamentas del Che y ocho de sus compañeros de armas, tras 30 años de permanecer sepultadas en fosas comunes.

Datos históticos

El “Che” Guevara, oriundo de la ciudad argentina de Rosario, en Santa Fe, llegó por primera vez a Bolivia en 1953. En 1955 conoció a Fidel Castro y su hermano Raúl en México, con quienes entabló amistad y participó de la decisiva batalla de Santa Clara en 1958 y la posterior toma de La Habana en 1959 que consagró la revolución socialista en Cuba.

Guevara impulsó las guerrillas en varios países de América Latina, y entre 1965 y 1967 combatió en el Congo y en Bolivia, donde fue capturado y ejecutado de manera clandestina por el Ejército boliviano en colaboración con la CIA.