Hace menos de cuatro años, Renee Gracie no podía pagar sus facturas de electricidad y apenas tenía un dólar a su nombre. La joven de 27 años se retiró profesionalmente de las carreras de autos en 2017 debido a problemas económicos, y sus finanzas solo empeoraron en los años siguientes.

"Cuando dejé de competir, estaba extremadamente arruinada" reveló la ex piloto de carreras en un episodio de la serie de Internet de Truly, "Bling Life". "No encendía las luces de mi departamento, me duchaba en mi gimnasio, literalmente tenía 50 centavos o un dólar en mi cuenta bancaria la mayoría de los meses". Sin embargo, su suerte cambió espectacularmente en 2019, y ahora obtiene un ingreso mensual millonario y trabaja en su propia casa de $ 1.33 millones de dólares en Queensland, Australia.

 

 

 

 

 

Entonces, ¿cómo se las arregló para cambiar el rumbo de su vida en cuestión de dos años? Hizo la transición audaz a crear contenido para adultos en Internet. La audaz apuesta dio sus frutos, ya que ganó casi $10 millones en poco más de dos años desde que creó una cuenta en el sitio para adultos OnlyFans.

"Empecé OnlyFans para ganar dinero extra", dijo. Mostrando una cámara a través de su casa de dos habitaciones, reveló: "Pagué por esta casa con todo el dinero que gané con mi modelaje de OnlyFans. Mi vida ha dado un giro completo de 180°". Gracie reveló que en solo seis meses de estar en el sitio, sus ganancias habían acumulado $1 millón de dólares, una suma que le dio la confianza de que fácilmente podría pagar su propia casa.

 

La modelo de contenido adulto cambió su vida con OnlyFans.

 

"Pasé de no poder pagar nada y tener que pedir préstamos, y literalmente vivir semana a semana y día a día", dijo. "Y ahora estoy muy cómoda". Ofreciendo una pequeña idea de lo que le ganó su nueva fortuna, la modelo mostró una pequeña colección de artículos de su diseñador, incluidos cinturones de lujo, sombreros y joyas.

También hizo alarde de su "sala de medios", que había equipado con un sistema de proyector de $10,000 y un minibar, con planes para instalar también una máquina de pochoclos y granizados. En el garaje guarda una gran cantidad de "juguetes", incluida su Harley-Davidson Night Rod de $20,000 y su motocicleta KTM 350 de 17.000 dólares.

Amenazas de muerte y discriminación: Renee Gracie habló del lado oscuro del éxito en OnlyFans

 

Gracie afirmó enfrentar discriminación tanto en las carreras como en OnlyFans.

 

Mientras su nueva vida habla del éxito que puede encontrarse en una plataforma como OnlyFans, Gracie continúa siendo vocal sobre las dificultades que enfrentan las mujeres en la industria del porno digital. "OnlyFans no es algo a lo que simplemente te lanzas. Hay millones de perfiles allí ahora. Por lo tanto, ganar mucho dinero y tener éxito no es fácil. Recibo mensajes de chicas todos los días pidiendo ayuda porque pensaron que simplemente abrirían una página y el dinero entraría", contó a Daily Star.

Cuando no está creando contenido, gastando su dinero o disfrutando de sus motos, Gracie admitió que a veces se molesta por los comentarios desagradables de la gente: "Me he enfrentado absolutamente a la discriminación mientras hacía OnlyFans, desafortunadamente es algo bastante común. Es algo que me molesta, pero siento que si alguien va a cambiar la forma en que la gente piensa al respecto, soy yo".

 

Renee Gracie confesó recibir amenazas de muerte en sus tiempos en las carreras.

 

A pesar de las críticas, la actriz porno afirmó que no se arrepiente de haber dejado atrás el mundo del automovilismo, donde la violencia contra las mujeres también es moneda común: "Desde muy temprano he tenido fans que se acercan a mí y me dicen que desearían que estuviera muerta. Lo que sea, todo el acoso sexual que posiblemente podría lanzarse contra una mujer en una industria dominada por hombres, lo he escuchado antes".

Cualquier deseo de regresar al deporte terminó esfumándose hace un año, cuando intentó comprar su propio equipo de carreras para hacer un regreso al automovilismo australiano. La estrella anunció en agosto pasado su intención de gastar un millón de dólares para ingresar en la carrera de turismos Bathurst 1000 (que ya había corrido dos veces). Los oficiales a cargo del evento, sin embargo, afirmaron que "solo está usando el deporte para vender más videos. Ni siquiera vale la pena comentarlo porque no va a suceder".

Ver comentarios