Al parecer el “trumpismo” llegó para quedarse y ya está dando muestra de sus secuelas. Esta semana el gobernador de Texas, el republicano Greg Abbott, anunció sus intenciones de construír un muro en la frontera de su estado con México porque la administración Biden “no hace su trabajo”.

Una vez hecho el cambio de inquilinos del Salón Oval, la retórica en cuanto a la inmigración cambió drásticamente. Mientras que Donald Trump inició la construcción de un muro fronterizo, Joe Biden frenó su realización y alentó a los inmigrantes a ir a Estados Unidos. Además eliminó los Protocolos de Protección al Migrante (MPP), que mantenían a los extranjeros que intentaban ingresar ilegalmente a Estados Unidos en México a la espera de audiencias.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) dijo en marzo que registraron “números record” de inmigrantes intentando entrar al país del norte. En respuesta, la máxima autoridad de Texas afirmó que su estado "comenzará inmediatamente a construir barreras fronterizas en áreas donde los migrantes pueden cruzar fácilmente la frontera de Río Grande con México. Las barreras permitirán, en parte, que la policía estatal detenga a los migrantes por violaciones de la ley estatal”.

Abbot (derecha) y Trump (izquierda) se mostraron muy cercanos durante los últimos cuatro años. 

“La afluencia a través de la frontera está fuera de control y la administración Biden ha demostrado que no va a dar un paso al frente y hacer su trabajo”, expreso el republicano antes de asistir a una cumbre fronteriza en Del Rio. “En medio de los informes de que incluso más personas cruzan la frontera, sabemos que tenemos que dar un paso al frente y hacer más", enfatizó.

Abbott, quien fue electo como gobernador por primera vez en 2014, fue muy cercano a la administración Trump durante sus 4 años en el poder. Realizó viajes a la Casa Blanca, recibió reiteradas veces al “número 45” en su estado e incluso lo saludo públicamente por su cumpleaños días atrás. Algúnos ya lo colocan en la carrera por la nominación presidencial republicana en 2024.

Por su parte, les dejó un mensaje muy claro a quienes estén considerando emprender ilegalmente un viaje que los lleve a la frontera de Texas, y no precisamente muy amistoso. “Al final, solo el gobierno federal y el Congreso pueden arreglar esto, pero tal como está ahora, el estado de Texas va a dar un paso al frente y vamos a comenzar a hacer arrestos, enviando un mensaje a cualquiera que esté pensando en venir aquí: Si vienes a Texas, estás sujeto a ser arrestado. No vas a tener un camino para recorrer el país, vas a tener un camino directamente a la celda de la cárcel ", disparó.

Además, se anunció que el 30 junio el gobernador estará recorriendo la frontera sur del estado junto a un invitado que no necesita presentación, el propio Donald Trump, quien “aceptó la invitación” de Abbot.

Fiel a su estilo, el magnate ya se refirió a la situación fronteriza actual. “La Administración Biden heredó de mí la frontera más fuerte, más segura y más segura en la historia de Estados Unidos y en pocas semanas la convirtió en la peor crisis fronteriza en la historia de Estados Unidos. Es una zona de desastre absoluta”, aseguró.

Ver más productos

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

¿Qué regalar el día del padre?

¿Qué regalar el día del padre?

Sexo ATR y gratis a tu casa en fase 1

Sexo ATR y gratis a tu casa en fase 1

Para aprender con los chicos sobre la Revolución de Mayo

Para aprender con los chicos sobre la Revolución de Mayo

Para los fans de Star Wars en su día

Para los fans de Star Wars en su día

Conocé a fondo a los presidentes argentinos

Conocé a fondo a los presidentes argentinos

Ver más productos