La pelea de los felinos causó pánico en el espectáculo.

Un tigre y un león protagonizaron una salvaje pelea durante un espectáculo de circo en la capital y conmocionaron al público que miró anonadado como con tal de separarlos, los entrenadores de la carpa se les tiraron muebles y un chorro de agua.

El momento ocurrió en el Gran Circo Estatal de Moscú. El show ocurría con normalidad cuando de repente uno de los tigres saltó sobre un león para comenzar a atacarlo.

Ante la furia de los felinos, los entrenadores comenzaron a arrojar bancos hacia ellos para así golpearlos y lograr distraerlos. Al ver que sus intentos no tenían resultados, uno más optó por lanzarles un chorro de agua.

Fue hasta que de nuevo les lanzaron una silla alta, cuando los animales se separaron y todo pudo volver a la normalidad.