Si bien todo conocemos la figura del conde Drácula desde el siglo XIX con la obra de Bram Stocker, en realidad existió una mujer que reunía todos estos requisitos para ser denominada como la " Drácula femenina", ya que no sólo provenía de la región de Transilvania, sino que se cree que mató unas 650 jóvenes con cuya sangre se bañaba y tomaba para lograr la "belleza eterna".

Su nombre fue Erzsebet Bathory y nació en 1560 en el antiguo reino de Hungría, en lo que hoy sería Transilvania (Rumania), y fue fruto de la relación que mantenían el barón George Bathory y a baronesa Anna Bathory, es decir primos de la nobleza húngara de aquel entonces.

Erzsebet Bathory: origen de nobleza

Erzsebet provenía de una familia rica y poderosa de Europa y además de sus padres - primos, otros familiares cercanos llegaron a ser Vlad III Draculae Tepes, el "empalador", quien se cree haya sido la inspiración de Stocker para la creación del famoso personaje. Además, estaba rodeada de un tío que adoraba a Satán, un hermano mayor cruel y adicto a la bebida y una tía bisexual de nombre Karla, es decir, una familia real que fue blanco de los constantes comentarios de aquel entonces.

Vlad III Draculae Tepes, el famoso  "empalador".

Como todo hija de la realeza, la joven tuvo una elevada educación en artes, ciencia, política, latín, griego y apasionada por la astronomía y la alquimia, aunque tenía una enfermedad que en aquel momento no tenía definición pero que hoy la conocemos como epilepsia, pero muchos creían que la niña "estaba endemoniada" y más teniendo en cuenta que en la época medieval existió una "caza de brujas" con hogueras y ejecuciones.

A ciencia cierta se desconoce cuándo tuvo la joven húngara su pasión por la sangre, ya que se habla por un lado de la influencia de su tía Klara, quien tenía devoción por la brujería y actos sádicos, si la ejecución pública de un gitano le produjo placer o si ya era algo innato en ella.

Casamiento real y torturas

Con 15 años de edad la hicieron casar con su primo Ferenc Nadasdy (20) para irse a vivir al Castillo de Cachtice, junto con su suegra Ursula. Sin embargo, las constantes batallas que enfrentaba el reino húngaro en ese entonces, hizo que el matrimonio se viera por poco tiempo, y recién a los 10 años de matrimonio comenzaron a tener hijos (Ana, Ursula, Catalina y Pablo), y con ellos los rumores de ocultismo y satanismo, de hecho, su marido implementó una serie de torturas hacia aquellos que no cumplían con los pedidos reales, que iban desde cámaras de tortura en el palacio hasta castigos con agujas o dar elementos metálicos al rojo vivo para quemar las manos de sus doncellas.

Ferenc Nadasdy fue llamado "El caballero negro".

Por todas esta situaciones, avaladas por la princesa y Hungría en general, es que su marido se ganó el mote de "El Caballero negro", aunque en 1604 Ferenc falleció en el frente de batalla y Bathory aprovechó la oportunidad.

Erzsebet Bathory : comienzo de la "cacería"

Los historiadores dicen que a partir de este momento comenzaron los crimenes de la noble dama, pero primero despidió a su suegra y allegados del castillo, y sus doncellas fueron torturadas y nunca más aparecieron con vida.

Algunos de los artefacto de tortura de la época (Archivo).

En cambio de esto y con el transcurso del tiempo, Bathory comenzó a emplear campesinas y doncellas para que ayuden en sus labores, además de abrir un gineceo en el castillo de Csejthe, donde las hijas de la nobleza aprenderian de etiqueta y buenos modales en la corte vienesa, pero lo terrible es que iban al infierno mismo, ya que cada dos o tres semanas, algunas de las jóvenes moría y la condesa informaba a sus familias que era por alguna enfermedad, y al momento que le pedían el cuerpo, la asesina daba otra excusa.

Jorge Thurzó encabezó el allanamiento en el castillo.

Lo cierto, es que los años pasaban y a belleza de la aristocrática desaparecía de a poco, por lo que la noble consultó a una nodriza y ésta le habló sobre el poder de la sangre, sus beneficios y la "vida eterna", con lo cual su plan se puso en marcha: matar jóvenes, consumir y bañarse en su sangre. Para esto contó con la ayuda de brujos y sirvientes para traer chicas, torturarlas y matarlas, para luego llenar la bañera con sangre y bañarse en ella.

El Castillo de Cachtice donde se cometieron los aterradorse episodios (Imagen ilustrativa).

A inicios de 1610 el párroco de Csejthe, Janos Ponikenusz, advirtió en la comunidad que algo extraño pasaba en el castillo, y que varias jóvenes desaparecían y nada más se supo de ellas. El sacerdote le escribió al rey Matías II de Hungría para que realice una investigación, y éste envió al conde Jorge Thurzó junto a sus tropas para allanar el lugar.

Hallazgo terrorífico en el castillo

En esa requisa se encontraron con el horror: cadáveres por doquier, el instrumento de tortura llamado "doncella de hierro", cuaderno con nombres de las víctimas, cenizas, cuerpos enterrados, es decir, pruebas contundentes para llevar a todos a la corte, situación que tuvo lugar en 1612 en la región eslovaca de Bitcse. La condesa se negó a declarar debido a sus derechos nobiliarios, pero todos sus colaboradores fueron obligados a hacerlo.

Cientos de jóvenes fueron torturadas y muertas.

El contundente testimonio del mayordomo Juan Ujvary, que testificó que 37 chicas de entre 11 y 26 años fueron asesinadas en su presencia, echó la suerte de todos, ya que todos los cómplices fueron condenados a la tortura y muerte por los crímenes o brujería.

Otro elemento de tortura de la época medieval.

Como Erzsebet no podía ser procesada su castigo fue ser encerrada en su castillo, en el cual se sellaron todas las puertas y ventanas y sólo le dejaron un pequeño orificio por donde ingresaba la comida, además de la confiscación de todas sus propiedades.

Uno de los libros que ilustró la vida de la condesa.

El 21 de agosto de 1614 y sin ver la luz del sol por años, la condesa Erzsebet Bathory fue encontrada muerta en su celda y al intentar enterrarla en la iglesia de Cachtice, los habitantes locales se negaron y fue llevada a la cripta de la familia Bathory en el pueblo húngaro de Ecsed, aunque se cree que su cuerpo fue removido a otro lugar por temor a profanadores.

Existen algunas películas que recrean la vida de Erzsebet Bathory.

Lo cierto, es que "La Condesa sanguinaria", como se la llamó en aquel entonces, fue la inspiración de pasajes de la obra de Bram Stoker " Drácula" y el nombre de una reconocida banda de heavy metal "Iron Maiden", pero también fue un tema prohibido por siglos en Hungría, ya que se transformó en la peor asesina serial de la historia.

POR G.A.

Ver más productos

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo hacer ayuno intermitente de manera saludable

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Cómo ser padres en el Siglo XXI

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

Historias de mujeres que cambiaron el mundo contadas para niñas rebeldes

¿Qué regalar el día del padre?

¿Qué regalar el día del padre?

Ver más productos