La policía catalana abatió a cinco terroristas en la localidad turística de Cambrils en España. Los sujetos atropellaron con un vehículo a un grupo de personas, provocando la muerte de una mujer y seis heridos. El hecho ocurrió horas después del atentado en La Rambla de Barcelona, donde fallecieron 13 personas.

A través de las redes sociales, pidieron a los vecinos de Cambrils que no salgan a la calle y no se pongan en peligro.