En Tennessee, Estados Unidos, todos los conductores alcoholizados o bajo los efectos de droga que protagonicen accidentes de tránsito con víctimas fatales deberán hacerse cargo de la manutención de los hijos huérfanos para que éstos mantengan el nivel de vida al que estaban acostumbrados, hasta que cumplan la mayoría de edad.

Las autoridades del estado norteamericano aprobaron el proyecto de ley por unanimidad en el Senado y lo enviaron al gobernador Bill Lee, que revisará la legislación antes de decidir si la convierte en ley, explicaron fuentes oficiales al New York Times.

Tras la aprobación en la cámara alta, Mark Hall el impulsor de la iniciativa en el parlamento, dijo: “Como prometí, haré lo que sea necesario para proteger el futuro de nuestros recursos más valiosos, nuestros niños. Haremos todo lo que esté a nuestro alcance para responsabilizar a las personas que eligieron hacer daño”.

Según establece el proyecto, los condenados por este delito deberán pagar la manutención de los hijos de las víctimas hasta que cumplan 18 años. Los tribunales determinarán el monto de acuerdo a las necesidades de los niños, los recursos del padre o tutor sobreviviente y el nivel de vida al que estaban acostumbrados.

Ley de Ethan, Hailey y Bentley: ¿Cómo nació la iniciativa que podría convertirse en ley?

La iniciativa, que también se presentó en otros estados, se llama “Ley de Ethan, Hailey y Bentley” en honor a los hijos de Nicholas Galinger, un policía de Chattanooga (está al sureste de Tennessee) de 38 años que murió atropellado hace tres años por una conductora alcoholizada.

Según The Associated Press, Galinger estaba inspeccionando una alcantarilla desbordada una noche de febrero de 2019, cuando Janet Hinds lo atropelló y mató. La mujer, que manejaba alcoholizada, en principio huyó y estuvo prófuga. Luego fue sentenciada a once años de prisión.

Ethan y Hailey son los hijos sobrevivientes del policía, y Bentley es el nieto de Cecilia Williams. Ella fue quien redactó junto a algunos representantes legislativos el proyecto de ley, motivada por el asesinato de su hijo y su esposa en manos de un conductor alcoholizado en abril de 2021.

La señora Williams consideraba que debía haber algo “más justo” que algunos años de prisión como castigo para quienes atropellan y matan estando alcoholizados. “Lo único que la gente valora más en este mundo es su dinero”, dijo en una entrevista.

“Hay algo de justicia allí. Las familias obtendrán la compensación que merecen y que aún deberían haber podido recibir de sus padres. Todos estamos más que dispuestos a criar a los niños que quedan atrás, pero el problema con eso es que no todos son económicamente estables”.

Desde el accidente, Williams quedó a cargo de su nieto y trabajó con 17 estados para introducir la Ley de Bentley en sus legislaturas.

Tennessee es el primer estado en aprobarlo, pero próximamente podrían sumarse Pensilvania, Alabama, Illinois, Oklahoma y Luisiana.

Ver comentarios