Elvia Ochoa Cejudo, de 53 años, salvó su vida luego de una intervención quirúrgica que duró 9 horas. El derrame cerebral que sufrió tras ser golpeada con un bate de aluminio que un supuesto cliente de su tienda deportiva pidió, la tuvo al bode de la muerte. El hecho ocurrió a fines de mayo y las imágenes impactaron todos los que las vieron.

Luego del coma que la mantuvo aislada durante más de 20 días, la mujer despertó y decidió agradecer mediante una filmación. En la misma se la ve aun con una traqueotomía donde tuvo el respirador artificial y sin pelo por la operación que demandó el fuerte traumatismo de cráneo que sufrió.

"Buenas tardes, cómo están, muchas gracias por todas sus atenciones. Yo aquí recuperándome desde ayer" refiriéndose al viernes 22 de junio. "Ya estoy más o menos hablando, ya más o menos coordino todo, con el favor de dios, todo bien", expresó la mujer en el video publicado por sus familiares.

"A ver si en la tarde salimos (del hospital) a dar una vueltecita, ya estoy enfadada de estar aquí. Muchos besitos a todos. Bye, bye", finalizó Ochoa, que en el video se la ve con un pañuelo en la cabeza pero alerta y vivaz.

José Martín de 35 años, fue quién atacó a la mujer dándole un brutal golpe en la cabeza. El hombre ingresó al local deportivo fingiendo ser un cliente, y pidió un bate de béisbol de aluminio. Luego de alcanzárselo, la mujer se dio vuelta y allí recibió un terrible "batazo" en la cabeza. 

Elvia quedó aferrada al mostrador mientras el hombre robaba la recaudación para luego huir. A las pocas cuadras y con ayuda de la ciudadanía, el delincuente fue atrapado. En medio de una crisis de nervios, fue derivado al hospital y luego puesto a disposición de la justicia. Sigue detenido.