En plena temporada de Playoff de la NBA es común que las estrellas de la liga de básquet de los Estados Unidos sean tendencias. Pero la aparición del nombre de Keith Appling  sorprendió porque lleva tiempo sin jugar al máximo nivel.

El base de 29 años no llegó a los titulares de los medios del mundo por una destacada actuación, sino por una orden de arresto contra él, luego de ser acusado de asesinato.

Appling, quien disputó la temporada 2015-2016 en Orlando Magic, es buscado por la policía de Detroit por ser el principal sospechoso del crimen de un hombre de 66 años.

El hecho ocurrió el pasado 22 de mayo, en la mencionada ciudad. Según la policía local, el basquetbolista tuvo una fuerte discusión con el fallecido y hasta intercambiaron golpes, Más tarde, Appling sacó un arma y disparo varias veces contra el hombre, que murió producto de la gravedad de las heridas. 

Fue entonces que el exjugador de los Magic se subió a su auto y abandonó la escena del crimen. Hasta el momento las autoridades no pudieron dar con él y ya fue emitida una orden de captura en su contra.

Un paso fugaz por la NBA y su historial con la Justicia

Appling debutó en Orlando Magic en 2015, pero su pasó por la máxima liga de básquet fue efímero: disputó cinco partidos, consiguiendo 1,2 puntos en 5,4 minutos. En 2016 la franquicia decidió terminar su vínculo.

Desde entonces intentó seguir ligado al deporte. Probó suerte en República Dominica, México, Italia y Argentina. No obstante, tuvo más problemas con la ley que minutos de juego.

En Febrero de 2020 fue detenido y acusado de posesión de drogas y fue condenado a 18 meses de prisión. En 2017 también fue sentenciado a un año de prisión por llevar un arma oculta y resistirse a la Policía.

Keith Appling fue condenado a 18 meses de prisión en 2020 por posesión de drogas.

Su experiencia en Argentina

Keith Appling llegó en el verano de 2018 a Córdoba para unirse a Atenas. El equipo, conducido en ese entonces por Nicolás Casalanguida, venía de una mala racha y esperaba que la experiencia de un ex NBA podría revertir la situación.

Pero el base estadounidense no dio la talla. Apenas jugó dos partidos, contra Gimnasia de Comodoro Rivadavia y Ferro, y colaboró con 4 puntos y 2,5 asistencias en 19,7 minutos.

Keith Appling jugando con la camiseta de Atena de Córdoba.
Ver comentarios