En la localidad bonaerense de Azul, los efectivos policiales lograron detener a un individuo, quien se encuentra acusado de haber abusado sexualmente de una de sus hijas, de siete años, a quien además obligaba a que mirara películas pornográficas durante las comidas. Se investiga si el sospechoso también ultrajó de igual manera a otra de sus hijas, de cinco años.

Los voceros judiciales revelaron a cronica.com.ar que el hombre, de 29 años, habría consumado estos delitos entre julio y agosto de 2021, en el interior del domicilio familiar y mientras se ocupaba de cuidar a la víctima.

 

De acuerdo a lo manifestado por los informantes, el expediente penal fue supervisado por el doctor Adrián Peiretti, titular de la Unidad Funcional N° 13, quien resolvió encomendarle las diferentes diligencias a los servidores públicos que se encuentran destinados en la Dirección Departamental de Investigaciones (D.D.I.) de Azul.

Trascendió que esa situación comenzó a ser investigada a raíz de una denuncia que había sido radicada meses atrás por los parientes de las niñas. Al respecto, los pesquisas comprobaron que el joven había abusado sexualmente de la mayor de sus hijas, a quien, a su vez, obligaba a que viera en televisión películas con contenidos pornográficos durante las comidas.

 

Gracias a las diversas tareas periciales (que incluyeron la implementación de la Cámara de Gesell), se consiguió certificar la veracidad de lo narrado en el sumario. Mientras tanto, ahora se investiga si la otra nena, de cinco años, también padeció agresiones sexuales por parte de su progenitor.

Intervino en la causa el magistrado Juan José Suárez, perteneciente a los tribunales de Azul.

Por F.V.

Crónica Policiales: todas las noticias de hoy

Ver comentarios