El tremendo hecho se produjo en este humilde vecindario, en el oeste del conurbano provincial.

Por: Fernando Vázquez
fvazquez@cronica.com.ar

El cadáver salvajemente acuchillado y atado de un ex convicto de 51 años apareció este jueves en una cama, en un cruento suceso que se registró en la localidad bonaerense de Gervasio Pavón, en el partido de Morón. Las autoridades policiales buscan como principal sospechoso del crimen a un individuo, que está sindicado como cómplice del occiso.

De acuerdo a lo revelado a cronica.com.ar por los voceros de los tribunales de Morón, la infortunada víctima fue identificada como Miguel Angel Lobato, de 51 años.

Trascendió que el macabro hallazgo se descubrió en el interior de una finca situada en el cruce de Ruy Díaz y Sánchez, a unos 100 metros de la ruta provincial 1001, en el oeste del conurbano.

Al arribar al inmueble, los integrantes del Comando Patrulla (C.P.) de Morón localizaron el cuerpo sin vida de Lobato, que yacía ensangrentado, atado en una cama, y con heridas de arma blanca.

Según manifestaron los informantes, el agresor, antes de huir, le habría señalado a una de las hermanas del sujeto: "Ahora tu hermano va aprender, por haber sido un ortiba".

Varios testigos dijeron que el homicida fugó rápidamente a bordo de una camioneta Peugeot Partner.

Habitantes del vecindario afirmaron que Lobato había estado preso en la cárcel de Sierra Chica, en la provincia de Buenos Aires.

Pesquisas policiales de la comisaría de Gervasio Pavón (4a de Morón) realizan diferentes diligencias en dicha zona con el objetivo de averiguar el paradero del criminal, que se presume mantuvo una acalorada reyerta con la víctima, antes de atacarla hasta provocarle el fallecimiento.

Intervino en la causa, que fue caratulada "Homicidio", el doctor Roberto Marcelo Tavolaro, fiscal en turno de la Unidad Funcional N° 3 del departamento judicial de Morón.

El hombre era un ex convicto de 51 años.