La justicia de Bahía Blanca condenó a prisión perpetua a Jonathan Luna por femicidio y acoso sexual tecnológico contra la niña Micaela Ortega, perpetrado en 2016, a quien había engañado a través de la red social Facebook.
 
"Micaela, volá alto, hija", dijo la mamá de la nena, Mónica Cid, visiblemente emocionada, tras escuchar la condena contra Luna, que no estuvo presente en el recinto durante la lectura del veredicto.

Luna, de 28 años, fue condenado como "autor penalmente responsable de femicidio, violencia de género por alevosía y acoso sexual tecnológico", según el veredicto del Tribunal Oral Criminal 2 (TOC2), integrado por los jueces Claudia Fortunatti, María Elena Baquedano y Eugenio Casas.
 
 El tribunal hizo lugar al pedido de la fiscal Rodolfo de Lucía y de la abogada de la familia de la niña asesinada, Fernanda Petersen, que en los alegatos solicitaron que Luna sea condenado a prisión perpetua.

La defensa del condenado había solicitado una pena de 20 años de prisión por el delito de "homicidio en ocasión de robo" y que Luna sea sometido a tratamiento psiquiátrico.

Micaela Ortega fue hallada muerta el 28 de mayo de 2016, en un descampado de difícil acceso en las afueras de esa ciudad bonaerense, luego de 35 días de búsqueda.